• DIRECTO

    Tiempo de Juego

    Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Boletín

Educación

El instituto de Soutomaior estrenará 2º de bachillerato con cinco profesores más

El vicedirector del centro inaugurado en 2018 cifra en unos 350 los alumnos que comenzarán el curso la próxima semana.

Audio

Silvia Vieito

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 13:45

El IES Soutomaior comenzará el curso 2018-2019 con más alumnos, ya que estrena 2º de bachiller, y, consecuentemente, con más profesores.

El vicedirector del instituto, Román Cerqueiro, no ha podido precisar cuántas personas se unirán al profesorado del centro inaugurado en septiembre de 2018 aunque esta emisora ha podido confirmar con la Consellería de Educación que serán cinco los profesores que se incorporen a la actual plantilla de 32 docentes. "A existencia dun instituto público en Soutomaior, con estudos bacharelato, era unha demanda antiga da veciñanza porque o alumnado tiña que marchar a Pontevedra, sobre todo, ou a Redondela", recuerda el profesor en su visita a COPE. De esta forma, se decidió no ofertar el segundo curso de bachillerato en el primer año del centro para no cambiar de instituto a los alumnos que ya comenzasen el ciclo en otro concello.

Después de un año de transición, Román Cerqueiro subrayó las especialidades que ofertará el centro este curso: "temos profesorado de Economía, de Latín ou novo profesorado fixo para departamentos como Lingua ou Inglés".

Las clases comenzarán el próximo lunes 16 de septiembre con algo más de 350 estudiantes.

MUDANZA DESDE EL PADÍN TRUITEIRO

Con las obras del nuevo IES de Soutomaior a punto de finalizar, profesores de secundaria del CPI Padín Truiteiro que se trasladarían al instituto prepararon la mudanza de forma pormenorizada. "A finais de xuño -de 2018- estabamos rematando o curso no centro antigo e o que fixemos foi comezar a tirar moitas cousas, embalar moitas outras e deixar todo listo para que, cando chegásemos en setembro, estivese todo xa no centro novo, que está a uns 500 metros do antigo. Fixemos unha etiquetaxe, unha clasificación propia pero despois a empresa que tiña que facer a mudanza tivo que pedir unhas instrucións para que eles soubesen onde deixalo exactamente no centro novo, que é moi grande", relata Román Cerqueiro.

Lo más