Boletín

Aparecen posibles restos humanos prehistóricos en la Ribeira Sacra

Los huesos hallados podrían ser los más antiguos encontrados en Galicia

Aparecen posibles restos humanos prehistóricos en la Ribeira Sacra

Ramudo

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 10:39

Lugo, 24 de mayo.- El grupo de arqueólogos que estaba realizando una excavación en el lugar de de Vilachá de Salvadur, en el municipio lucense de A Pobra do Brollón, para buscar un primitivo monasterio medieval, se ha encontrado casi al final de la campaña con un sorprendente hallazgo, dado que han dado con posibles restos humanos prehistóricos.

El equipo de investigación que ha realizado ese hallazgo ha informado, además, que “de confirmarse con la prueba del Carbono 14 la datación de los huesos encontrados”, podrían estar “entre los restos humanos más antiguos encontrados en Galicia”.

El objetivo inicial de los investigadores era comprobar si había “evidencias arqueológicas de un monasterio medieval perdido y obtener más información sobre los orígenes y la evolución de la Ribeira Sacra”.

El equipo, dirigido por el arqueólogo Xurxo Ayán, y con la participación del Incipit-CSIC, acaba de finalizar la excavación para investigar el lugar llamado Os Conventos, en el Val do Frade, en Vilachá, que pertenece al municipio de A Pobra do Brollón.

Esta intervención se enmarca dentro de la iniciativa Adegas da Memoria, un proyecto etnoarqueológico que busca dinamizar la parroquia de Vilachá de Salvadur, promovido por la Asociación de Vecinos de Vilachá y el Concello de A Pobra do Brollón, con la colaboración del Incipit-CISC.

Hacia el final de esa campaña, se encontraron “con una sorpresa”, dado que hallaron “un cráneo, una vértebra y dos fémures que, por su colocación y contexto arqueológico, parecen estar enterrados en una cista prehistórica”.

“El hallazgo es de gran importancia”, explicó el equipo de arqueólogos en un comunicado, por “la casi nula existencia de restos óseos humanos prehistóricos en Galicia”.

Ahora, esos restos humanos serán llevados al laboratorio BETA para su “datación con carbono 14” y, además, serán sometidos a otro tipo de pruebas para obtener información sobre la dieta o incluso el ADN de la persona cuyos huesos fueron hallados de forma casual en esta excavación.

El investigador de la Universidad Nueva de Lisboa y director de la intervención, Xurxo Ayán, afirmó que “con este nuevo hallazgo” se ha superado “con creces el objetivo principal” del proyecto de investigación, “denominado Adegas da Memoria”, que era “hacer el primer gran estudio sobre los orígenes y la evolución del paisaje de la Ribeira Sacra” por la intervención de las personas.

De hecho, el objetivo concreto de la excavación era buscar restos del monasterio medieval de San Martiño de Piñeira, un monasterio medieval desaparecido, del que existe documentación y que la tradición oral de los vecinos de Vilachá situaba en ese lugar de Os Conventos, entre los viñedos de la Ribeira Sacra.

Durante la excavación se constató una ocupación medieval de lugar, con la aparición de muestras de cerámica de los siglos XII y XIII, además de una moneda del reinado de Alfonso X.

Por debajo de los niveles medievales y excavado directamente en la roca, apareció el hueco con los restos humanos, un depósito funerario que indica “un tratamiento ritual posterior del cadáver”.

Lo más