Boletín

Seis personas detenidas en A Coruña en una operación contra la explotación sexual de mujeres

La Policía Nacional liberó a una mujer nigeriana víctima de trata, que era obligada a mantener relaciones para saldar una deuda

Imagen: Policía Nacional

Imagen: Policía Nacional 

Noela Bao

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 13:44

La Policía Nacional ha desarticulado una organización criminal dedicada a la explotación sexual que operaba en la ciudad de A Coruña, Barcelona y Toledo. Hay nueve personas detenidas en estas localidades. La mayor parte de ellas, en el municipio herculino. Una de las víctimas de trata fue liberada por la Policía Nacional.

La 'Operación Ceibe' se inició a raíz de la denuncia de esta mujer, que contactó con el 091 para denunciar su situación. Contó cómo la habían captado en Nigeria y explicó el funcionamiento de la organización en España. Este testimonio facilitó la acción de los investigadores, que comprobaron que la red contaba con una “fuerte infraestructura” en ambos países.

Para trasladar a las víctimas, la red utilizaba la denominada “ruta nigeriana”, que transcurre por Nigeria, Níger, Argelia, Libia e Italia para, posteriormente, viajar vía marítima de Nápoles a Barcelona y desde allí hasta Madrid. Finalmente, las mujeres eran llevadas y explotadas en Toledo y A Coruña.

La denunciante manifestó que, durante el trayecto, fue agredida sexualmente “en múltiples ocasiones” y obligada a tener relaciones sexuales con quien le imponían los miembros de la organización en las ciudades por las que pasaban. En Madrid, ejerció la prostitución en la calle. En A Coruña y Toledo, en sendos clubes de alterne. La red justificaba estos actos como “cuotas” para solventar la deuda económica de 25.000 euros que había contraído con la organización.

Vídeo

BLANQUEO DE CAPITALES

Los arrestados contaban con una “fuerte infraestructura” para realizar la actividad ilícita. Blanqueaban el dinero a través de la compra de vehículos antiguos y la comercialización de permisos de residencia. Compraban los coches viejos en España, los daban de baja en la Dirección General de Tráfico y los exportaban a Nigeria mediante un contenedor marítimo en el que también enviaban todo tipo de mercancía comprada en el mercado de segunda mano. Una vez en el pais africano, vendían el vehículo y la mercancía, con lo que obtenían un beneficio económico.

Asimismo, los miembros de la organización que tenían autorización de residencia en España alquilaban las tarjetas a otros nigerianos en situación irregular, con los que guardaban parecido físico, cuando éstos tenían que firmar un contrato de trabajo. Cuando el contrato finalizaba, el miembro de la organización solicitaba el subsidio de desempleo y aseguraba, de esta forma, la justificación de futuras renovaciones de la tarjeta de residencia.

Los agentes han realizado dos registros domiciliarios en A Coruña, uno en Toledo y otro en Barcelona. En estas actuaciones, han intervenido documentación falsificada, equipos informáticos, teléfonos móviles, tablets y memorias externas.

Los detenidos se enfrentan a presuntos delitos de pertenencia a organización criminal, trata de seres humanos con fines de explotación sexual, contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, blanqueo de capitales, falsedad documental, amenazas, coacciones y estafa.

Lo más