Collado Villalba contará con 1.600 nuevos contenedores de residuos

Son 900 para residuos orgánicos, con tapa gris, y 700 para envases, con tapa amarilla. Comenzarán a colocarse a principios de año

Presentación de los nuevos contenedores de Collado Villalba

Victoria M. Ballesteros

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 15:03

Collado Villalba contará con 1.600 nuevos contenedores de residuos para sustituir la totalidad de los que ahora están en las calles del municipio. El Ayuntamiento ha invertido 1.160.000 euros.

“Tira aquí tu basura, cuida tu ciudad” es la inscripción elegida para animar a los vecinos a depositar correctamente los residuos en los nuevos contenedores, 900 para orgánico (los de la tapa gris) y 700 para envases (los de la tapa amarilla). Y es que esto ahora será esencial porque tienen un chip que detecta si se está tirando la basura que corresponda en cada caso. De no ser así, el Ayuntamiento tendría que asumir las multas que imponga la Mancomunidad de Residuos Noroeste, a la que pertenece Collado Villalba.

Estos nuevos contenedores, que tienen una capacidad de 2.200 litros y son reciclables, cumplen con la normativa europea, según ha explicado la alcaldesa, Mariola Vargas: “Aparte de hacer un servicio enorme a los vecinos porque los antiguos están obsoletos y deteriorados, cumplen con la normativa 20/20. Van numerados, para tenerlos localizados, y con un chip para ver el tipo de basura que se deposita y que se evalúa en la planta de la Mancomunidad, a la que pagamos 300.000 euros por este servicio”.

Además, son accesibles para personas con discapacidad o movilidad reducida. “Tienen un pedal pero también tienen una boca para que la persona que vaya en silla de ruedas pueda depositar la basura. Van un Braille y con iconos para personas que tengan dificultad visual, pero no sepan Braille”, añade la regidora.

Se van a colocar, de momento 1.200 contenedores, los 400 restantes se guardarán para su renovación. La mayoría, conservarán su ubicación actual, aunque algunos se tendrán que situar en nuevos espacios porque son más grandes y requieren de un sistema de recogida diferente, que incluye nuevos vehículos para su recogida. Por eso, el pliego para el nuevo contrato de basura tiene que ir en paralelo. La intención del equipo de gobierno es llevarlo a pleno cuanto antes para que el inicio de la licitación esté antes de la implantación de los nuevos contenedores, que se espera sea en febrero. Esto se hará gradualmente, a lo largo de cuatro semanas.

Lo más