El síndicato SAP-FEPOL de Mossos pide la dimisión inmediata de Miquel Buch

Los Mossos en el punto de mira del Govern por culpa de los radicales secesionistas, contra los que tuvo que cargar la policía en el día de la Constitución

Erik Encinas

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 17:02

El portavoz de SAP-FEPOLToni Castejón, asegura que los Mossos D'Esquadra dicen 'hasta aquí'. Por ello, piden la dimisión inmediata del Consejero de Interior de la Generalitat de Cataluña, Miquel Buch. Consideran que "ha traspasado todos los límites en poner duda reiteradas ocasiones el trabajo del cuerpo autonómico." Castejón define como 'indignas' las declaraciones del consejero. Los agentes de la ARRO y la BRIMO, las unidades antidisturbios que trabajan en su departamento, están "hartos" de ver fiscalizada su labor. Algunos mossos han sido incluso sancionados por hacer su cometido. Además, Castejón añade que el gobierno de Quim Torra debería pedir a los radicales separatistas el cese de la violencia, si no quiere ver imágenes como las cargas realizadas en el 40 aniversario de la Constitución Española en Terrasa y Gerona.

En cualquier caso, una vez más los Mossos están en cuestión por culpa de los ultra violentos del separatismo. Y medio de este grave contexto, el presidente Torra ha pedido una purga entre los comandantes de la policía autonómica. La petición llega después de que se interviniera contundemente contra los separatistas de Arran y los CDRs, que intentaron boicotear actos de celebración de la Constitución convocados por entidades constitucionalistas como Borbonia o partidos políticos como el PPVOX o Ciudadanos.

Miquel Iceta del PSC ha manifestado su apoyo a la actuación policial y Inés Arrimadas de Ciudadanos acusa a Quim de criminalizar y impedir que los Mossos hagan su trabajo. En este sentido, el PP catalán asegura en un mensaje que la purga que reclama Torra a Buch es para allanar el camino a los radicales secesionistas de cara a futuras acciones violentas. VOX que también sufrió directamente los episodios de violencia, ha solicitado "la prohibición de los movimientos independentistas por no respetar a los demás".

Ante toda está situación crítica, SAP-FEPOL, ha hecho público un comunicado muy duro y fuerte contra el Consejero de Interior y el presidente Torra, sobre todo por las declaraciones que ha hecho la mañana de este viernes contra los Mossos. El síndicato les recuerda que no son una policía política, y por ello no pueden ser controlados frente a los que generan desórdenes públicos y amenazas a la seguridad o los derechos y libertades de otros ciudadanos. Los policías de este síndicato piden al gobierno que frene a los violentos independentistas de una vez.

Lo más