La repoblación comienza en Villahoz

La vicepta. de la Comisión para la Demografía de la UE visitará el proyecto Startup Village de la localidad burgalesa para atraer emprendedores

La repoblación comienza en Villahoz

ICALNoelia Mariscal

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 12 feb 2020

“Emprender en ciudades grandes es muy caro, en un pueblo la calidad de vida que tienes es enorme. No hablamos del último pueblo del mundo, sino a diez o quince minutos de Burgos. Abogamos por esa generación joven, preparada, que tiene empleos que puedes localizar y que emprendan en el campo”. Francisco Martín, presidente de Territorio Emprendimiento y cofundador de Startup Village, en la población burgalesa de Villahoz, defiende un proyecto que se traduce en un “nuevo sistema de calidad de vida” que permitirá lograr una “repoblación rural” gracias a los emprendedores.

Con alrededor de 300 habitantes, Villahoz desarrolla desde el pasado verano este co-working, que busca aportar soluciones a la despoblación y atraer emprendedores al mundo rural a través de las ‘start-ups’ (o empresas emergentes). Desde su puesta en marcha ha atraído a varias empresas muy diversas y proyectos a este entorno rural, ubicado a media hora de la capital provincial.

Este jueves será reconocido por la vicepresidenta de la Comisión para Democracia y Demografía de la Unión Europea, Dubravka Šuica, que visitará la localidad con el objetivo de conocer de primera mano el Startup Village Project. La directiva mantendrá un encuentro por la mañana también con el presidente de la Junta, Alfonso Fernández Mañueco. Durante el encuentro, la política croata participará en diversas actividades con inversores y empresarios y en un ‘hackatón’ sobre innovación rural y ciudadanos que se celebrará en el Centro Cultural de Villahoz.

Será un buen momento para poner en valor un proyecto que interesa al Ejecutivo de Bruselas por su iniciativa innovadora y que forma parte de ‘Startup Village Europe Network (SVEN)’, que analiza las diferentes tipologías de los pueblos para buscar soluciones integrales e innovadoras a sus problemas de despoblación. El objetivo es crear un ‘ecosistema’ de start ups dentro de la acción europea.

En Villahoz, los emprendedores que decidan llevar a cabo sus iniciativas cuentan con ayudas fiscales por parte del propio Ayuntamiento, que también presta soluciones de habitabilidad para aquellos que quieran desarrollar su día a día en la zona.

Francisco Martín explica que no se trata únicamente de proyectos relacionados con el sector agrario, sino que pueden ser de cualquier tipo, que permitan revitalizar los pueblos, y donde los empresarios puedan desarrollar sus proyectos emergentes, “en igualdad de condiciones” que en las ciudades.

Ecosistemas de innovación

Al respecto, destaca el papel fundamental que juegan las nuevas tecnologías, que permiten emprender en cualquier lugar, por muy “remoto” que sea. Para ello afirma que es necesario crear “ecosistemas de innovación” en todos los pueblos, que estén conectados a nivel comarcal y provincial, para que atraigan a inversores, faciliten la búsqueda de clientes y la expansión internacional.

La idea de crear esta red surgió tras ganar dos concursos para emprendedores en Madrid, donde Martín se dio cuenta de que pese a que se fomentaba la tecnología, ésta no se utilizaba, por lo que para reunirse tenía que desplazarse continuamente a la capital. “Pensé, vamos a crear un sistema con el que podamos hablar cuando queramos y como queramos, que permitiese ayudar a la gente sin deslocalizarla”, señala.

Dio sus pasos el pasado mes de julio, cuando la localidad burgalesa acogió a más de 300 personas durante la celebración del I Congreso Europeo Rural de Repoblación Rural, en el que se trataron temas como el emprendimiento en las áreas rurales, la importancia del periodismo y la comunicación como “eje principal en la repoblación”; el papel de la administración ante el reto de la repoblación rural, local, autonómica, nacional y europea; así como la labor que juegan las grandes empresas y entidades en los territorios rurales.

Proyectos en desarrollo

El éxito cosechado durante este Congreso permitió llevar a cabo varios proyectos de ‘networking’ entre los asistentes, que han llevado a desarrollar una serie de iniciativas dentro de este ámbito rural, asociados a Startup Village.

Es el caso de Jordi Solá, gerente de la empresa BCNDT, que se especializa en la importación de abrasivos de carbono de silicio para el pulido de piedras, que exportan a diferentes áreas del mundo como Sudamérica, Chile, Turquía, Egipto, Francia, Inglaterra o Alemania. Originario de Barcelona, Solá decidió trasladarse hace siete años a Villahoz, lugar de donde era natural su mujer y donde asegura que no encontró ningún “problema”. Desde hace tres años desarrollan su empresa, en la que trabajan actualmente tres personas, y que tiene su sede en la localidad de la comarca del Arlanza, desde donde comercializa al resto de España y al exterior.

Además, con el apoyo de la plataforma de aceleración industrial, Polo Positivo, puesta en marcha por Fundación Caja de Burgos, Grupo Antolín, Gonvarri, Calidad Pascual y Aciturri, llevan a cabo un proyecto para “montar una industria” que permita producir estas herramientas para exportarlas al mercado nacional e internacional. Un proyecto que le permitiría aumentar la plantilla hasta en tres trabajadores más.

Otro de los proyectos que se encuentran dentro de esta Startup, aunque se desarrolla desde mucho tiempo antes, es la empresa Europaja Díaz S.L, dedicada a la recogida de paja en el campo para posteriormente hacer grandes fardos para su almacenamiento. Su fundador, David Díaz, explica que el proyecto se centra en una prensa que “aprieta los paquetes hasta dejarlos en un 50 por ciento de volumen”, permitiendo cargarlos en contenedores para su posterior venta por vía marítima a otros continentes. “Es la única prensa que hace esto hoy día y queremos tener buenas instalaciones para poder sacar esta mercancía al mercado mundial”, asegura Díaz. Las ayudas de Startup Village permitirían doblar su plantilla, que actualmente cuenta con cinco trabajadores, lo que aumentaría a su vez el ritmo de venta.

Startup Village no se centran de manera exclusiva en la implantación de proyectos empresariales en la zona, sino que busca fomentar el desarrollo de vida en los pueblos, como es el caso de tres familias que se encuentran en régimen de acogida en el pueblo gracias a la Asociación Comisión Católica Española de Migraciones (ACCEM). Todo comenzó con la donación de unos hermanos que heredaron una casa en Villahoz y que decidieron ceder a esta organización para destinarla a un “proyecto social”.

Tal y como señala la responsable de Accem en Burgos, Olga Aguilar, este proyecto se enmarca dentro del “compromiso social” que la asociación ha tenido con el medio rural. “Dado que hay muchas demandas de protección internacional, consideramos que era oportuno poder trabajar en coherencia con ese trabajo que veníamos desarrollando año tras año con los CEAS de los pueblos y habilitar esa casa para destinarla a acogida de familias solicitantes de protección internacional”, continúa.

Accem cuenta con ocho pisos de acogida en la capital burgalesa, a los que se une esta casa en Villahoz, y asegura que quieren hacerlo extensible a otros pueblos de la provincia.

En directo2

Mediodía COPE

Antonio Herraiz y Marta Ruiz

Reproducir

Mediodía COPE

Antonio Herraiz y Marta Ruiz

Escuchar

LA LUPA de la mañana

Con Ana Samboal y Raquel Caldas

Ver TRECE