La policía local de Santander en pie de guerra

3 de los 4 sindicatos consideran ilegal el decreto que les obliga a hacer horas extras y se movilizarán el día 19

los policías piden más agentes

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 13:15

3 de los 4 sindicatos policiales de Santander han anunciado que recurrirán judicialmente la resolución municipal que les obliga a hacer horas extras. Ademas se manifestarán el proximo día 19 para reclamar más policías en la ciudad. Creen que al menos son necesarios 90 agentes más en la calle. Este es el comunicado que han emitido pidienndo la dimisión del concejal de seguridad Pedro Nalda.

Los Policías Locales y Agentes de Movilidad de Santander estamos cansados, durante años existe una sobre carga de trabajo que a diario se ve triplicada. En una asamblea de trabajadores el colectivo ha tomado la determinación de no realizar más horas extras para así poder descansar. Contra esto, el Ayuntamiento nos obliga y sin negociar, entre otras cosas, a realizar horas extraordinarias de manera forzosa.

La Resolución que el Ayuntamiento impone, vulnera nuestros derechos laborales, así como la conciliación familiar de los trabajadores, ya que nos avisan con menos de doce horas de antelación, a través de nuestros teléfonos particulares mediante SMS, obligándonos a realizar forzosamente horas extraordinarias. Nos cambian de turnos, nos deniegan permisos, incluso se avisa a compañeros de baja laboral para realizar horas extraordinarias forzosas. Apostamos a que el siguiente paso será el abrir expedientes disciplinarios, por una situación que exclusivamente ha generado el propio ayuntamiento debido a la falta de previsión.

Los Sindicatos que apoyamos a la asamblea de trabajadores APLB, CSIF, SIEP y FEPUSO, siendo mayoría en la Junta de Personal y representando a la inmensa mayoría del colectivo, hemos mantenido contacto con distintos partidos políticos, los cuales nos han mostrado su apoyo. También nos trasladan que ellos mantienen reuniones periódicamente con asociaciones de vecinos, los cuales les trasmiten que no tienen queja del servicio que presta la Policía Local, sino todo lo contrario, las quejas son por la falta de efectivos que no pueden atender sus necesidades, como es normal existe un déficit de más de 100 policías.

Como datos en siete años no ha habido ni una sola incorporación a la plantilla. La normativa autonómica establece 1,5 policías por 1000 habitantes, en Santander hay una población en torno a 175 mil habitantes con lo que debería haber 260 policías, la normativa europea lo establece en un ratio de 1,8 por lo que tendría que haber 311 policías. El Ayuntamiento de Santander dice que en verano se alcanza una población de incluso 371 mil personas. Podemos decir que en verano, en un turno de día puede haber tan solo 2 coches patrullas y las noches uno solo, normal que los ciudadanos y la Asociación del Taxi se quejen. Los datos hablan por sí solos. Durante casi 3 años llevamos sufriendo un mal funcionamiento de las emisoras creando situaciones de riesgo a diario tanto para los policías como para los ciudadanos. Existe un informe que concluye con la siguiente afirmación, la transmisión falla un 75% de las veces en la vía

pública y en interiores, el fallo es del 100%.

En el año 2016 se presentó una moción en el Pleno Municipal en la que ya se debatió la falta de personal en la Policía Local ya que se denunció que desde el año 2010 al 2016 no se cubrieron 67 plazas en la policía local reduciéndose el número de policías a solo 206, no se cubrió ni una sola plaza a pesar de que la LPGE preveía la posibilidad de cubrir el 100% de las vacantes generadas en los Cuerpos de Policía Local. Hoy en día hay solo 175. A pesar de que desde 2016 el concejal ya tenía conocimiento de que se jubilaría tal cantidad de efectivos, no ha hecho nada para corregir la merma del colectivo y ahora pretende que lo paguen los policías, restringiéndoles sus derechos y los ciudadanos a los que les está privando de un servicio esencial.

El concejal ha demostrado su incompetencia y que miente constantemente por ello la asamblea ha pedido que solicitemos su inmediata destitución. Lo mínimo que se merecen los santanderinos es tener unos representantes que no les mientan.

Estos sindicatos desde este momento no consideramos al concejal como interlocutor válido y solicitan reunirse con el Jefe de la Policía que no es otra que la Alcaldesa y todos los perjuicios que se causen a partir de este momento lo consideraremos como responsabilidad suya. Solo se pide no ser discriminados con respecto al resto de funcionarios del ayuntamiento. No podemos permitir la discriminación, por lo que solicitamos que la alcaldesa se siente a negociar las reivindicaciones históricas existentes.

Lo más