COPE

INMIGRACIÓN

Fuerteventura rechaza alojar migrantes en hoteles porque afecta a su "recuperación económica"

Los empresarios y la patronal hotelera de Caleta de Fuste rechazan esta "imposición" del Estado

CALETA DE FUSTE

Cabildo de Fuerteventura

Agencia EFEFuerteventura

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 16:14

El Cabildo de Fuerteventura ha rechazado de manera "rotunda" la decisión "impositiva y unilateral" del Gobierno de España de alojar a migrantes llegados en patera o cayucos en hoteles de la isla, puesto que entiende que "la solución a la crisis migratoria no es hipotecar la recuperación económica".

"No podemos seguir tolerando esta descoordinación. Desde el Cabildo de Fuerteventura estamos colaborando en todo lo que se nos ha pedido; la cesión de la segunda nave para acoger a los migrantes ya tiene su expediente listo. Nosotros hemos cumplido. Pero no podemos aceptar decisiones unilaterales, impositivas e improvisadas, como la de alojar a los migrantes en complejos hoteleros", expuso en un comunicado el presidente, Sergio Lloret.

Tras conocer la intención del gobierno estatal de alojar en establecimientos turísticos de Caleta de Fuste (Antigua) a una parte de los migrantes llegados a la isla, exigió al Ministerio y a las Consejerías una solución urgente e inmediata que garantice tanto el control de la situación sanitaria como el respeto los derechos y la dignidad de las personas migrantes, en un contexto de compromiso con la solidaridad y la ayuda humanitaria.

Además, demandó que se haga sin poner en peligro la recuperación económica. Por ello, "teniendo en cuenta lo que se está esforzando sector turístico por recuperar la normalidad y las tasas de actividad y empleo previas a la pandemia, lo de los hoteles no es solución, y menos ahora que se están sentando las bases de la recuperación turística. Lo que nos faltaba. El Cabildo va a cooperar en lo que haga falta. Pero no arriesgando la recuperación turística, que es el motor de toda la recuperación económica majorera".

Por su parte, la titular de Turismo, Jessica de León, recordó que Fuerteventura "lleva tres años padeciendo el problema de la migración sin que a día de hoy exista una solución aceptable sobre la mesa".

"Caleta de Fuste es una de las localidades turísticas más castigadas por la covid-19 por la retirada del turismo británico, un mercado que abre sus puertas el 17 de mayo, previa evaluación de los destinos. Por tanto, no nos podemos permitir que el Gobierno de España, de forma unilateral, elija el centro de una zona turística como lugar de alojamiento a los migrantes. Exigimos una coordinación y soluciones consensuadas", concluyó.

EMPRESARIOS DE CALETA DE FUSTE TAMBIÉN LO RECHAZAN

Una veintena de empresarios del sector turístico de Caleta de Fuste (Fuerteventura) y representantes del Ayuntamiento de Antigua, incluyendo al alcalde, Matías Peña, se han concentrado a las puertas del hotel Costa Caleta para rechazar el traslado de inmigrantes a sus instalaciones.

El presidente de la Asociación de Empresarios Turísticos de Caleta de Fuste, Francisco Ufano, ha explicado que esa zona de Fuerteventura lleva 16 meses "luchando contra la pandemia" con casi todos sus establecimientos cerrados y esperaba "ver la luz" a partir del 16 de mayo, cuando el Reino Unido autorice a sus ciudadanos a viajar de vacaciones fuera del país.

"Y hoy nos enteramos que van a desplazar a inmigrantes al centro de Caleta de Fuste, lo que supone nublarnos la luz al final del túnel", ha opinado Ufano.

Este portavoz empresarial asegura que el sector turístico entiende que "hay que dar soluciones al tema de la inmigración", pero rechaza que se "planifique de un día para otro" y sostiene que la decisión que se ha tomado va a suponer un perjuicio para trabajadores del sector que llevan más de un año en ERTE.

Por su parte, el Ayuntamiento de Antigua ha secundado esta protesta empresarial con un comunicado en el que dice que "rechaza enérgicamente" que se empleen hoteles de la localidad turística de Caleta de Fuste para dar acogida a los inmigrantes llegados en patera o alojados hasta ahora en otras instalaciones.

"Es una vergüenza por parte del delegado del Gobierno en Fuerteventura no haber dado aviso alguno sobre este alojamiento completamente irregular y que acepte sin rechistar la imposición de decisiones del Estado, que ponen en riesgo la economía de una localidad turística de la que dependen cientos de puestos de trabajo", argumenta el equipo de gobierno del Consistorio, en su nota de prensa.

A su juicio de su alcalde, Matías Peña, de Alternativa por Antigua, alojar a inmigrantes en una zona turística como Caleta de Fuste supone "un ataque directo del Estado a la línea de flotación de una economía que depende directamente del sector turístico, poniendo en riesgo cientos de empleos, empresas y comercios relacionados".

Peña asegura que su Ayuntamiento "se solidariza con la migración llegada a Canarias", pero se opone a que se intente convertir a las islas "en un recinto cerrado" para mantener retenidos a los inmigrantes, "sin dedicar ni el presupuesto, ni los espacios ni la logística necesaria que les garantice sus derechos humanos".

Durante la concentración, una persona del hotel ante el que tenía lugar la protesta ha lanzado un mensaje de tranquilidad, ha subrayado que entre los alojados hay mujeres y niños y ha detallado que solo permanecerán en sus instalaciones mientras completan la cuarentena.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo Herrera en COPE

Herrera en COPE

Con Carlos Herrera

Escuchar