COPE

Se pone en marcha una guía para saber como actuar en caso de encontrarnos con un oso pardo

Preocupa el aumento de la población de plantígrados y la llegada masiva de turistas

Audio

Redacción COPE Asturias

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 14:04

La Fundación Oso Pardo (FOP), la Fundación Oso de Asturias (FOA) y la patronal asturiana de hostelería y turismo, Otea, presentan el decálogo "Turismo responsable en territoriososeros", que recoge una serie de consejos sobre las buenas prácticas a aplicar en las zonas habitadas por osos ante el aumento de la población osera y el incremento del turismo.

El presidente de la Fundación Oso Pardo, Guillermo Palomero, el presidente de la Fundación Oso de Asturias, Nicanor Fernández, y el presidente de Otea, José Luis Álvarez Almeida, han explicado los puntos claves de la guía didáctica que tiene como objetivo la prevención mediante la divulgación.

El decálogo se centra en una serie de herramientas divulgativas que sirvan para evitar los encuentros fortuitos con los osos pardos, y saber cómo comportarse en caso de que sucedan.

Las informaciones serán distribuidas por Otea en su red de establecimientos para fomentar la unión del turismo con la fauna y que los turistas sepan comportarse en caso de encuentro fortuito, además de no importunar a las poblaciones oseras de la zona.

La recuperación del oso pardo ha provocado que más turistas visiten las zonas de la cordillera Cantábrica donde habitan los plantígrados y que éstos se acostumbren a la presencia humana y pierdan el temor.

"La recuperación de la especie es incuestionable y este tipo de campañas informativas son imprescindibles", ha manifestado Fernández, que ha insistido en que, a pesar de que la presencia de los osos ha aumentado, no se deben confundir ataques con avistamientos o encuentros fortuitos, de manera que "no hay motivo para la preocupación", pero sí para la prevención.

La facilidad de conseguir alimentos en zonas como contenedores, plantaciones o las inmediaciones de las casas de los pueblos, sumado a la familiarización de los osos con los humanos, ha provocado que los osos se acerquen cada vez más a zonas rurales.

Según ha explicado el presidente de Fundación Oso Pardo, los osos están viviendo una fase de habituación al ser humano que crea una "alarma social razonable", hasta el punto de que en ocasiones hay que actuar para "variar su comportamiento" mediante el uso de petardos o disparos de caucho, que les haga comprender que esas zonas no son seguras para ellos.

Una de las claves que provoca que el oso se habitué a la presencia de humanos es que ya no se ven perseguidos, según han explicado los responsables de estas organizaciones que trabajan por la conservación de la especie



Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo