En 2018 se registraron en Asturias 4.000 casos de ictus

Es la primera causa de muerte entre las mujeres y la segunda a nivel general por detrás de las cardiopatías

Audio

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 15:26

Se le conoce como la "pandemia silenciosa", hablamos de los accidentes cerebrovasculares como el ictus, los tumores cerebrales, las anoxias o los traumatismos craneoencefálicos, todas ellas causas de daños cerebrales, que en muchos casos incapacitan al enfermo de "por vida".

La causa más frecuente es el ictus, convirtiéndose en la primera razón de muerte entre las mujeres por delante del cáncer de mama, y en la segunda a nivel general por detrás de las cardiopatías. En Asturias, durante 2018, se registraron unos 4000 casos de ictus.

Las razones de un accidente cerebro-vascular son principalmente, la edad, aunque los factores de riesgo, como la diabetes, el colesterol, la hipertensión, el sobrepeso o el tabaquismo, son las causas que el Servicio de Salud maneja como agentes a evitar llevando una vida saludable, con una dieta sana, evitando el sedentarismo y los malos hábitos como el alcohol y el tabaco.

Una enfermedad que, según relata Luis Miguel Jiménez, afectado por un ictus, hace veinte años, te cambia la vida de forma drástica con lo que la recuperación se convierte en una carrera de fondo que todavía sigue disputando, los primeros seis meses son vitales, asegura.

Tan importante o más como coger la enfermedad a tiempo y minimizarla todo lo posible, es el proceso que llega después, en el que se implican, además de la familia, recuperadores, fisioterapuetas e incluso logopedas.

El Hospital Universitario Central de Asturias acoge la exposición "Dos caras:miradas desde dentro y hacia fuera del daño cerebral adquirido", organizado por la Plataforma Española por el Daño Cerebral Adquirido. Exposición que se puede contemplar hasta el próximo 31 de octubre.