COPE

Comienzan los trabajos de restauracion de los ábsides de San Pedro el Viejo

Los Obreros de San Pedro creen que con ello se devolverá la dignidad a este monumento nacional

Claustros de San Pedro

Claustros de San PedroHUESCAROMANICOARAGONES.COM

COPEHUESCA

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 11:29

La Asociación de Obreros de San Pedro el Viejo de Huesca considera que los trabajos de restauracion de los ábisdes de San Pedro el Viejo contribuirán a devolver la dignidad a este monumento nacional.

Así lo ha trasladado el presidente de este colectivo, Eduardo Cuello, al referise al inicio de las obras de restauración de la capilla de San Bartolomé y los ábsides de San Pedro el Viejo, a los que la Dirección General de Patrimonio Cultural del Gobierno destina un total de 299.949,37 euros, con un plazo de cinco meses para llevar a cabo los trabajos. Cuello ha dicho que “para nosostros es una gran noticia porque supone devolver la dignidad al monumento en su integridad de lo que es la fábrica de obra y una parte tan importante como son los ábides de la iglesia románica y especialmente la Capilla de San Bartolomé” y “esperamos que el resultado contribuya a que el monumento recupere más valor, si cabe, del que tiene”.

Las obras que ya se han iniciado tienen por objeto restaurar la cubierta de la Capilla de San Bartolomé, que alberga el panteón real, así como también los tres ábsides románicos de la cabecera de la iglesia de este conjunto monástico, y de las fachadas de la Capilla mencionada, que han estado durante siglos afectadas por las construcciones residenciales adosadas en su lado Este, y que en 2019 quedaron liberados de estas edificaciones, tras las actuaciones llevadas a cabo por el Ayuntamiento de Huesca.

Para Cuello, esta supone una de las intervenciones más imprtante, pero aboga también por la realización de trabajos de arqueología. “Quedan pendientes trabajos de arqueología, para seguir investigando los orígenes”, ha apuntado.

Otra de las reivindicaciones de la Asociación Obreros de San Pedro el Viejo pasa por diferenciar los accesos al Monumento, uno para culto y otro para el turismo. “Esta cuestión es muy importante”, ya que “ocasiona muchos problemas el no tenerlo diferenciado”. Ha explicado que “en todos los lugares donde hay monumentos como el de San Pedro se realiza un control de visitas, con explicaciones y la posibilidad de ofrecer medios audiovisuales para dar a conocer la historia y el arte” y “aquí no se puede hacer, porque se entra pot la puerta del culto”.

La iglesia de San Pedro el Viejo de Huesca, románica, fue construida entre los siglos XII y XIII. Su fábrica es de sillar y consta de tres naves, crucero, y cabecera con triple ábside. Las naves se cubren con bóveda de cañón, el crucero con bóvedas de crucería y los ábsides con bóvedas de horno. En la nave central se conservan restos de pinturas del s. XIII. En la antigua Sala Capitular, hoy Capilla de San Bartolomé, se custodian los restos de Alfonso I el Batallador y de Ramiro II el Monje, para cuya sepultura se reaprovechó un sarcófago romano del s. III d.C.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo