SUCESOS

Un portátil envenenado

Compra de segunda mano un ordenador portátil que contenía miles de archivos pedófilos

computador

Antonio Agudo/Europa Press

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 09:24

La Policía Nacional de Jáen ya está rastreando el disco duro del ordenador que se vendió en una tienda de segunda mano y que contenía casi 7000 archivos, fotos y vídeos, de pornografía infantil. Fue el dueño del establecimiento, ubicado en la capital, el que avisó a los agentes tras descubrir la ingente cantidad de material pedófilo que se guardaba en el portátil. Al parecer los hechos se remontan a finales de pasado año cuando el dueño de la tienda adquirió el portátil. Las primeras investigaciones tras la denuncia determinaron que el ordenador pertenecía a una persona recientemente fallecida. Fueron los familiares, del presunto pederasta, los que vendieron, junto con otras pertenencias y artículos propiedad del fallecido, el ordenador portátil.

El dueño de la tienda al prepararlo para su reventa descubrió los archivos del material pedófilo y no dudó en avisar a los agentes de la Policía Nacional que ya están investigando la procedencia de estas  7000 fotografías y vídeos y si hubo intercambio con otras personas, a través de internet, para poder identificarlas y si forman parte de una red pedófila y hasta dónde se extiende.

El rastreo lo están realizando expertos en informática para situar la procedencia y el destino de todos y cada uno de los archivos intentando ver hasta dónde ha podido llegar la actividad del supuesto pederasta. La Policía Nacional ha remitido sus investigaciones al Juzgado de Instrucción número 3 de Jaén. La previsión es que el titular del juzgado archive la causa en lo que respecta al titular del portátil teniendo en cuenta que se trata de una persona ya fallecida.

Lo más