Boletín

SEMANA SANTA

Una Semana Santa marcada por la climatología

La de 2019 ha sido una Semana Santa en la que desgraciadamente hemos tenido que mirar al cielo más de lo deseado. 

PROCESIÓN EN HUELVA

GRAF3095. HUELVA 17/04/2019 - Un penitente de la Hermandad de El Prendimiento consulta las previsiones de lluvia que han impedido la salida procesional de las cuatro hermandades por las calles de Huelva el Miércoles Santo. EFE/Julián PérezJulián Pérez

Fran Alvarez

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 10:26

La de 2019 ha sido una Semana Santa en la que desgraciadamente hemos tenido que mirar al cielo más de lo deseado.

Hasta seis cofradías se quedaron sin realizar su Estación de Penitencia unitaria a la Parroquia de la Purísima Concepción debido a la inclemencias meteorológicas, a saber: Prendimiento, Victoria, Santa Cruz y Esperanza el Miércoles Santo ; Oración en el Huerto el Huerto y La Fe el Jueves y Viernes Santo respectivamente.

Pero pese a esta adversidad la Semana Santa de Huelva nos deja en este 2019 varios momentos para recordar como ver procesionar a María Santísima del Amor, de la Hermandad de las Tres Caídas con su manto bordado, al Señor de Pasión vistiendo de blanco recordando estampas pasadas o sin duda ver a Nuestro Padre Jesús Nazareno estrenando túnica bordada.

 Eso en cuanto a los momentos históricos que nos dejan los estrenos, pero personalmente me quedo con la saeta que un costalero del Nazareno le cantó bajo el paso en la Calle Marina, la recogida de Calvario, el recorrido de mi Hermandad de Los Judíos y el broche de oro el Viernes Santo con la recogida al completo de la Hermandad del Descendimiento.

Y para finalizar me gustaría hacer una pequeña reflexión: Debemos seguir mejorando en muchos aspectos. Hay que guardar más respeto en la calle. El que va a ver Semana Santa tiene que saber a lo que va y no pensarse que él está por encima de los demás. Lo verdaderamente accesorio somos nosotros, el público. Lo que importa es todo el conjunto que estamos viendo. Desde la Cruz de Guía hasta el último músico del paso de palio.

Se nos fue la vida en una semana, fue demasiado corto. Pero ya hemos comenzado la cuenta atrás, quedan 349 días para un nuevo Domingo de Ramos. Quedan 349 días para que vuelva a renacer la ilusión.

Hasta entonces, mantengan en la memoria lo vivido en estos siete días.

¡Ahí queó!

Lo más