Cinco grandes retos (superados y pendientes) del deporte - Las Merinadas Deportivas de Edu

Cinco grandes retos (superados y pendientes) del deporte

El mundo del deporte está lleno de retos. De límites que se han superado con el tiempo y de otros que van quedando pendientes a medida que van pasando los años. Es posible que nuestros ojos no vean nunca la superación de algunos de los retos. Llegarán nuevos deportistas, nacerán nuevas estrellas, se superarán récords mundiales, europeos y olímpicos. La tecnología seguirá ayudando a que los límites sean cada vez más fáciles de alcanzar. Este es un pequeño repaso a cinco retos que se han superado o que todavía están esperando a que lleguen los elegidos que los superen. 

El cuádruple Salchow

El patinaje artístico sobre hielo es uno de los deportes de invierno más complicados. Los saltos que dan los patinadores son espectaculares. Requieren una técnica y de una exigencia brutales. El salto más difícil del patinaje es el cuádruple Salchow. Durante el mismo, el patinador se eleva casi medio metro sobre el hielo girando cuatro veces en aproximadamente medio segundo. El español Javier Fernández es uno de los grandes expertos. Este salto le ha ayudado a ganar dos Mundiales, siete Europeos consecutivos y un bronce olímpico. 

El cuádruple Salchow recibe el nombre del patinador sueco (Ulrich Salchow) que lo hizo por primera vez en 1909. Salchow ganó diez oros mundiales y nueve europeos en los primeros años del siglo XX. Nadie ha logrado superar su inmenso palmarés. 

Hace unos años, el diario norteamericano USA Today, hizo un estudio para ver cuáles eran las acciones deportivas más difíciles. Situó al cuádruple Salchow en sexto lugar. Según ese estudio son más difíciles las siguientes cinco cosas: batear en béisbol, conducir un coche de carreras, el salto con pértiga, golpear para llegar a un green de golf o devolver un saque de tenis. 

Los 100 metros lisos

El 16 de agosto de 2009 Usain Bolt batió el récord del mundo de 100 metros lisos en el Campeonato del Mundo de Berlín. Lo dejó en 9 segundos y 58 centésimas. Una marca de otro planeta. El mejor velocista de todos los tiempos se batía sí mismo tras haber pulverizado los 9.69 de los Juegos de Pekín 2008. Sólo él ha sido capaz de bajar de los 9.60. El jamaicano se retiró del atletismo dejándonos con la duda de qué habría ocurrido si en Pekín hubiera apretado un poco más. 

Nunca obtendremos una respuesta. Ahora el gran reto de cualquier velocista es doble. Lo primero es superar las estratosféricas marcas de Bolt, algo que parece muy complicado. Lo segundo es bajar de los 9.50. Expertos de la Universidad holandesa de Tilburg dijeron que el límite del ser humano en los 100 metros lisos se sitúa en los 9.51. En el caso de las mujeres establecen el tope en los 10.33, dieciséis centésimas menos que el récord alcanzado por Florence Griffith en 1988. Ninguna atleta se ha acercado a esa marca. Griffith se retiró en 1989 cuando empezaban los controles antidopaje por sorpresa. 

 

El 10 en gimnasia

Escribir sobre Nadia Comaneci es hacerlo sobre una de las mejores gimnastas de todos los tiempos. La rumana ganó nueve medallas olímpicas, cinco de ellas de oro, pero sobre todo pasó a la historia por ser la primera en superar un reto magnífico. Fue la reina de los Juegos de Montreal celebrados en 1976. El 18 de julio de aquel año pasó a formar parte de los libros de oro del deporte y de la gimnasia, gracias a una niña de catorce años. 

Por primera vez se logró algo que nadie había logrado anteriormente. Comaneci realizó un ejercicio de paralelas perfecto. Un 10 para el que el marcador electrónico no estaba preparado. »Cuando hice el ejercicio pensé que había hecho un muy buen ejercicio, pero no perfecto». »El 10 no era mi objetivo, no fui consciente de lo que suponía». En Montreal logró seis dieces más. Para esos sí estuvo preparado el marcador.

La ascensión al Everest

Mucho se ha hablado, y se sigue hablando, de las expediciones al techo del mundo. El Everest es la montaña más grande, la que todo el mundo desea subir. Solo unos pocos lo han logrado. Pero como todo en la vida siempre hubo una primera ocasión. El 29 de mayo de 1953 pasó a la historia como el día en el que dos alpinistas alcanzaron los 8.848 metros de altitud y regresaron para contar su gesta. El neozelandés Edmund Hillary y su sherpa Tenzing Norgay fueron los primeros en conseguirlo. Formaban parte de la novena expedición británica a la cima del mundo. 

25 años después de la hazaña de Hillary y Norgay, en 1978, el italiano Reinhold Messner y el austríaco Peter Habeler fueron los primeros en ascender el gigante del Himalaya sin botellas de oxígeno. El 20 de agosto de 1980 Messner fue el primer hombre que alcanzó la cima en solitario y sin oxígeno, doble mérito para la posteridad. »Cuando conseguí subir el Everest sin oxígeno, quedó claro que se podían escalar todos los picos del mundo a mi estilo, con poco equipo, con escasos medios, con una exposición absoluta y mayor riesgo, dando por supuestas mucha experiencia y rapidez».

La maratón

Bajar de las dos horas en maratón se ha convertido en una obsesión. Parece que solo hay un hombre capaz de lograrlo. El keniano Eliud Kipchoge lo logró el 12 de octubre de 2019. La marca no es oficial porque no se consiguió en circunstancias legales. 

Habrá que esperar más tiempo para superar este reto. Kipchoge posee el récord mundial, este sí legal, dos horas, un minuto y 39 segundos conseguido en Berlín en 2018. Es el mejor maratoniano de todos los tiempos

Fotos: AFP, EFE, GETTY IMAGES , SCOOPNEST.COM,

Share and Enjoy !

0Shares
0 0 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0 0 0