Un oro de Conil a Nanjing - Las Merinadas Deportivas de Edu

Un oro de Conil a Nanjing

Es domingo 5 de agosto de 2018. Estoy en Conil de la Frontera (Cádiz) de vacaciones con mi pareja. Nos aconsejan no hacer ninguna excursión ese día para no tener que mover el coche. Así lo hacemos. Nos quedamos en el pueblo que nos ha acogido durante dos semanas. A las nueve de la mañana ya estamos despiertos, consulto la app de mis marcadores y veo que se retrasa la final femenina del Mundial de bádminton de Nanjing (China). Las finales pendientes retrasan el partido hasta las diez y cuarto. La española Carolina Marín Martín va a luchar por algo inaudito. Ninguna mujer ha sido capaz de ganar tres oros en un Campeonato del Mundo.

A las diez en punto llegamos a la playa. Toca ver la final desde un escenario único. Uno de los grandes placeres de la vida es estar junto al mar, oyendo como rompen las olas y tocar la arena una y otra vez. Ver ganar una medalla a un deportista español también lo es. Y si es de oro, mejor.  Ya situados, con la sombrilla y las toallas colocadas, saco el móvil de la mochila y conecto la app de Teledeporte.

Perderse un partido de Carolina Marín es una faena, no verla en una final de un gran campeonato, todavía más. Dure lo que dure, tengo que mantenerme tumbado en la toalla bocabajo para que no me queme con el sol. De Conil a Nanjing hay una distancia de 10.490 kilómetros.

A las diez y cuarto comienza el partido. Se repite la final olímpica de Río 2016. La rival de la española es la india Pusarla Sindhu. Se prevé una final larga e igualada. Ambas llegan empatadas a victorias en sus enfrentamientos. Pero la campeona olímpica es la jugadora onubense y va a buscar su tercer oro mundial. Los dos primeros los ganó en 2014 y 2015 en Copenhague y Yakarta respectivamente.

Ninguna mujer había conseguido tres mundiales hasta que lo hizo la jugadora onubense

El primer set trascurre igualadísimo. Sindhu llega a ponerse 10 a 14 a favor. Carolina iguala a 15 y es en ese momento cuando se la ve mejor y con muchas posibilidades de ponerse con ventaja en el marcador. Con el 20-18 Marín goza del primer punto de set. Lo consigue en el siguiente y gana la primera manga por 21 a 19 en veinticinco minutos. En la final olímpica de 2016, el partido comenzó con victoria de la india y Carolina tuvo que remontar para colgarse el oro.

El segundo set es un monólogo de la jugadora española que llega al intervalo con 11-2 a favor. No se le puede escapar la victoria. Pero tiene delante a una excelente jugadora que no se lo va a poner fácil. El segundo set acaba con un 21-10 en veintiún minutos y con Carolina Marín Martín celebrando la victoria llorando de rodillas.

Qué gozada disfrutar del tercer Mundial ganado por Carolina Marín. De vacaciones, en Conil. Cerca de su Huelva natal, a dos horas y pico. Cuando pase el tiempo recordaré que estaba haciendo aquel día que Carolina Marín hizo historia por enésima vez. Proeza tras proeza ha situado al bádminton español y europeo en el mundo. Mirando el cuadro de finalistas de las distintas categorías, solo aparece ella como europea, el resto todo fueron asiáticos: chinos, japoneses y la india Pusarla, subcampeona mundial.


Carolina Marín Martín es una de las mejores deportistas de la historia de España y ya es la primera mujer que gana tres Mundiales de bádminton. Triple corona, tricampeona, triplete, se diga como se diga, suena muy bien. Única, irrepetible, eterna. Decían que estaba acabada, que con el oro mundial de Nanjing ha regresado, pero la realidad es que nunca se ha ido, siempre ha estado ahí, ganando oros, no sabe hacer otra cosa, venciendo todas las finales que disputa en grandes campeonatos.

Solo ella sabe hacerlo. Y da la sensación de que quedan muchas alegrías todavía. Si gana el oro olímpico en Tokio 2020 será la mejor jugadora de bádminton de siempre. Ya lo es de España y de Europa, solo falta un pasito más y está a su alcance. Es la reina del bádminton. Su esfuerzo, su sacrificio diario, su perseverancia, su perfeccionismo y su lucha por mejorar cada día son un ejemplo a seguir. Ella y todo su equipo liderado por su entrenador Fernando Rivas, un equipazo.

Carolina Marín es campeona olímpica, tricampeona mundial y tetracampeona de Europa

Después de la euforia por ver ganar a Carolina, me doy un baño en el mar para celebrarlo y comienzo a pensar en lo que siempre pienso cuando un deportista español gana una medalla. Me paso horas y horas pensando en qué portada llevará el diario Marca al día siguiente. Horas no van a faltar para elaborarla. Lanzo una encuesta en Twitter sobre cuánto ocupará el oro de la mejor jugadora de bádminton. La mayoría (62%) piensa que será una portada completa.

Gente bastante optimista, puesto que son muy pocas las veces que los diarios deportivos de nuestro país no llevan fútbol en sus primeras páginas. De madrugada conocemos la portada y no es completa. Pero si digna y merecida para la campeona mundial. Y no solo eso, las siguientes cinco páginas también van dedicadas a la jugadora onubense.

MÁS PORTADAS DEDICADAS A LA VICTORIA DE CAROLINA MARÍN

 


FOTOS: AFP, getty
0 0 0 0