Radiografía de un Real Madrid derrotado - Las Merinadas Deportivas de Edu

Radiografía de un Real Madrid derrotado

Esta mañana me he despertado pensando que todo había sido un mal sueño. Que realmente la vuelta de semifinales de la Copa de Europa no se había disputado. Que la Juventus no había eliminado al Real Madrid, gracias a dos goles de un jugador salido de la cantera madridista. Era de cajón. Morata fue vendido y nadie se percató de que esto podría pasar. Futuro delantero centro de la selección y adaptado a las mil maravillas al campeón de Liga italiano. Ha quedado claro que habría tenido sitio en este Madrid. Ya ocurrió con Morientes hace años. Jugadores mal vendidos que después te la clavan. Eso es de primero de fútbol. Ha ocurrido infinidad de veces.

Acaba la temporada y el Real Madrid ha ganado el Mundialito de Clubes y la Supercopa de Europa. Aunque parecen títulos del siglo pasado. Sin Liga. Es imposible ganarla si pierdes en San Mamés, en el Camp Nou, en Mestalla y en el Calderón. Si además empatas en casa con el Valencia y el Villarreal, si te derrota el Atlético de Madrid, apaga y vámonos. Sin Copa de Europa, con derrotas que rozaron la debacle como el 3-4 contra el Schalke o no ser capaces de ganarle un partido a la Juventus. Sin Copa del Rey, eliminados por el Atlético de Madrid, perdiendo en la ida y empatando en la vuelta en el Bernabéu. Se dijo de este Madrid que era el mejor equipo de la historia, sin esperar, contando solo la excepcional racha de 22 victorias consecutivas antes de que terminara 2014. Toca asumir responsabilidades, desde el primero hasta el último. Desde «el del palco» hasta los jugadores pasando por «el del banquillo» que masca chicles sin parar. Esto último sabemos que lo hace genial.

«El del palco»

Para ser presidente de un club como el Real Madrid, no basta con invertir en jugadores ni tampoco con hacer caja. Tienes que saber de fútbol. La gestión de Florentino Pérez en sus doce años de mandato deja mucho que desear. En las dos etapas con Pérez como presidente el Real Madrid ha ganado 14 títulos. La cifra no está mal. Pero si miras los que se han puesto en juego, más de 40, es bastante pobre. 2 Copas de Europa, 3 Ligas, 2 Copas del Rey, 2 Supercopas de Europa, 3 Supercopas de España, 1 Copa Intercontinental y 1 Mundialito de Clubes. En estos doce años el Madrid ha tenido nueve entrenadores. Del Bosque, al que echó Florentino Pérez tras ser campeón de Liga, Queiroz, Camacho, García Remón, Luxemburgo, López Caro, Pellegrini, Mourinho y Ancelotti. La inversión en jugadores sobrepasa los 800 millones de euros. Otra cosa más, murió Don Alfredo Di Stéfano y no ha sido capaz de retirar el número 9 del Madrid como homenaje.

«El del banquillo»

Sergio Ramos dijo tras el pase a semifinales de la Copa de Europa que Ancelotti era un tío con cojones. Si esto fuera así, tendría que presentarse en el despacho de «El del palco» y presentar su dimisión. El 24 de mayo de 2014, Ramos le salvó el culo en el minuto 93. La Décima hizo que se quedara en el Real Madrid un año más. Muchos jugadores del Madrid han llegado completamente fundidos a final de temporada. El principal responsable es Ancelotti. Isco y Kroos han corrido más que en toda su vida. Las rotaciones no han existido, salvo cuando no ha habido más remedio, con motivo de las lesiones. ¿Para qué fichó el Madrid a Lucas Silva? ¿Por qué se apuesta por Chicharito solo al final? ¿Por qué Bale juega por la derecha y por decreto? ¿Por qué Cristiano juega aún estando mal? ¿Por qué el jugador portugués tira el 99,9% de las faltas? ¿Dónde está la apuesta por la cantera?. Son preguntas que debería responder «mascachicles» el día que se marche del Real Madrid.

Los jugadores

La temporada será recordada por el fracaso en las tres grandes competiciones. Pero también por aquella tarde en la que el Madrid perdió cuatro a cero contra el Atlético de Madrid y algunos de sus jugadores se marcharon a celebrar el famoso cumpleaños de Cristiano Ronaldo. El jugador portugués no ha estado al mismo nivel que la temporada pasada. Su Balón de Oro en 2014 fue indiscutible. El de 2015 ya lo tiene perdido en favor de Messi, al que en enero dijo «voy a por ti». Messi se pondrá 5-3 en unos meses y ya será inalcanzable. A falta de dos jornadas para que acabe la Liga, Cristiano sería Pichichi y por lo tanto Bota de Oro. Sería su cuarto galardón. Cuando ganó el tercero dijo «quiero ser el mejor de siempre». Estando Messi, será complicado. Otra cosa es que junto al argentino esté ya a la par de Maradona, Cruyff, Pelé, Di Stéfano y Zidane. Los números de Cristiano son magníficos, pero Messi ha sido muy superior.

El asunto Casillas ha estado presente durante toda la temporada. Si yo fuera Iker me marcharía. Es imperdonable que te piten con todo lo que has dado. La mierda dejada por Mourinho sigue oliendo que apesta. Keylor Navas he fallado en las pocas oportunidades que se le han dado. La defensa no ha estado a la altura de 2014. Podríamos decir que Ramos, Pepe, Marcelo y Carvajal que han aprobado por los pelos. Varane ha estado un escalón por encima. A Nacho no se le puede juzgar porque apenas ha tenido oportunidades. Arbeloa y Coentrao no merecen jugar en el Real Madrid desde hace tiempo. Illarramendi y Khedira no han estado a la altura. Isco, Kroos, James y Modric han dejado momentos sensacionales. Los cuatro juntos han hecho el mejor fútbol de la temporada. El croata se ha tirado más de medio año lesionado, el malagueño y el alemán han acabado agotados. El colombiano ha demostrado que no solo vino a vender camisetas. Jesé ha sido una de las mayores decepciones. No ha vuelto a ser el mismo de antes de la lesión. Cristiano ha estado notable, pero para él eso es poco. Benzema ha tenido destellos, pero un 9 del Real Madrid necesita marcar goles. La temporada de Bale ha sido muy irregular. A parte de no jugar en su sitio, su rendimiento ha estado muy por debajo de lo que costó hace dos veranos. Chicharito ha tenido muy pocas oportunidades. Su gol al Atlético de Madrid en los cuartos de Copa de Europa y su esfuerzo en los pocos partidos que ha jugado deberían ser recompensados.

El futuro

Parece mentira que este equipo ganara cuatro títulos en 2014. Los cinco primeros meses de 2015 han tenido más sombras que luces. En el equipo madridista no hay termino medio. O lo ganas casi todo o no ganas nada. Se apostaba por el sextete de títulos y ahora el que más cerca está de conseguirlo es el Barcelona. El Madrid volverá, como siempre. Pero para que eso suceda, habrá que hacer algunos retoques. Si yo fuera presidente o entrenador del Real Madrid, me quedaba con los siguientes jugadores: Casillas, Navas, Carvajal, Nacho, Ramos, Varane, Marcelo, Isco, Kroos, Modric, James, Cristiano, Benzema y Chicharito. Vendería sin duda a Khedira, Arbeloa, Bale, Jesé, Pepe e Illarra. A Lucas Silva no se le puede juzgar porque ha estado más en la grada que en el terreno de juego.

Share and Enjoy !

0Shares
0 0 0

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

0 0 0