Boletín

El movimiento Fridays For Future define su estrategia internacional en Suiza con medio millar de jóvenes de 40 países

El movimiento Fridays For Future define su estrategia internacional en Suiza con medio millar de jóvenes de 40 países

Europa Press

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 18:10

El movimiento contra el cambio climático Fridays For Future, inspirado en la activista sueca Greta Thunberg, define su estrategia internacional esta semana en la localidad de Lausanne, en Suiza, con la participación de casi medio millar de jóvenes de 40 países diferentes.

El encuentro, bautizado como 'Smile For Future', reúne no sólo a jóvenes de este movimiento ecologista, también a científicos climáticos que asesorarán durante las jornadas. En representación de España, han viajado hasta Suiza 26 jóvenes procedentes de otras tantas ciudades donde existe una asamblea de Fridays For Future.

"El evento se ha costeado a través de donaciones de asociaciones y organizaciones, y venimos a definir estrategias y objetivos comunes para seguir presionando a los dirigentes políticos", explica a Europa Press Alejandro Martínez, recién graduado en Bellas Artes de 25 años, que procede de Madrid y lleva meses trabajando en la organización a nivel internacional.

"Llevo meses tratando con gente a la que nunca había visto hasta ahora en persona, y ese es uno de los objetivos de este encuentro", añade el español, recordando que el movimiento, que surgió el año pasado en diferentes países de todo el mundo imitando las protestas de Greta Thunberg frente al Parlamento sueco, se organiza en asambleas locales que luego buscan, de forma telemática, alcanzar consensos con compañeros de otros países.

Para ello, el encuentro 'Smile For Future' se ha diseñado para "crear vínculos y reforzarlos", también la "comunidad internacional" creada para exigir medidas urgentes contra el cambio climático. En la primera jornada se ha celebrado un primer plenario "abierto" para empezar definir esas estrategias comunes que cada participante se llevará de vuelta a partir del viernes, cuando la semana culminará con una manifestación en las calles de Lausanne.

Lo más