Jóvenes por el Clima de todo el mundo piden "justicia climática ambiental" y garantizan que seguirán luchando

Jóvenes por el Clima de todo el mundo piden justicia climática ambiental y garantizan que seguirán luchando

Europa Press

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 15:40

Activistas del movimiento 'Juventud por el Clima' de todo el mundo han reclamado este miércoles en la XXV Conferencia de las Partes de la Convención Marco de Cambio Climático de la ONU (COP25) que se celebra en Madrid "justicia climática ambiental" de manera urgente y han garantizado que seguirán luchando por su futuro y por el del planeta.

En una rueda de prensa, organizada por Climate Action Network, que les ha cedido su tiempo para que pudieran presentar su reclamación, un representante de 'Youth for Climate' de cada continente ha expresado las voluntades de los jóvenes.

El primero en intervenir fue Joel Peña, un mapuche de Chile, país que preside la COP, ha manifestado a las comunidades indígenas que las voces se están alzando y que todos reconocen que esta es una lucha contra la emergencia climática y ha dicho que la razón por la que luchan los activistas es "tratar de dignificar la vida humana cada día".

El joven chileno ha dicho que lo que ocupa a Chile y al resto de Latinoamérica es "signo" de un problema político ya que la dignidad de las personas no solo recae en las soluciones económicas y ha reclamado "justicia climática" en la que los países desarrollados deben hacer más para lograr limitar a 1,5ºC el aumento de la temperatura global.

"Desde Fridays for future hemos dado la alarma. Un masivo movimiento climática está surgiendo. Reclamamos a todos los líderes que no nos enfrenten porque la crisis climática está aquí y es tiempo de actuar", ha insistido el joven que ha reclamado en 2020 contribuciones "ambiciosas" porque el mundo no puede permitirse perder la lucha contra el cambio climático con políticas que no sean adecuadas para garantizar la supervivencia.

Además, ha asegurado que no se puede afrontar este cambio climático sin democracias sanas que respeten los derechos humanos básicos y ha pedido el fin "inmediato" de lo que está pasando en Chile "con los derechos humanos a diario" para poder lograr una justicia climática y una justicia social.

En ese sentido, ha tenido palabras también para países como Brasil, México o Colombia donde ha denunciado que se asesina y persigue a líderes indígenas. "Las violaciones a los derechos humanos en Chile ocurrían, antes incluso de este levantamiento social", ha añadido.

Joel se ha dirigido a la ministra de Medio Ambiente chilena, que preside de la COP25, Carolina Smichdt, para pedirle que "haga todo lo posible para proteger a la sociedad mientras usted sea una líder ambiental".

Precisamente, ha reclamado a los líderes latinoamericanos "que nunca han vivido en la pobreza" que incluyan a los más desfavorecidos en las políticas de adaptación y mitigación al cambio climático; que tengan "coraje" y que empaticen con los jóvenes para enfrentar el cambio climático y así, dejen de perseguir y dañar a "aquellos que luchan por un mundo mejor".

Otro 'Joven por el Clima', representante europeo, ha advertido a los políticos de todo el mundo que están "ignorando la emergencia climática" de que si no toman decisiones en línea con lo que dicen los científicos "el sistema colapsará". A su juicio, en vez de actuar en ese sentido, ha acusado a los políticos de poner por delante la protección de sus propios intereses económicos en vez de, como servidores públicos, el interés de millones de personas que sufren o mueren por los desastres climáticos.

"Es injusto, no es democrático y es criminal", ha espetado el joven que alerta de que "no hay señales" de que las emisiones bajarán pronto, por lo que insta a cambiar las reglas "de los países ricos" para logra limitar el calentamiento global a 1,5ºC.

Por eso, ha garantizado que los jóvenes por el clima tendrán que seguir luchando y lo harán para empujar tan fuerte como puedan para lograr una "acción real y efectiva" pero en solidaridad con las comunidades más desfavorecidas.

"Millones de personas en todo el mundo están juntas, en las calles reclaman justicia climática. Si no, el sistema político y económico avanzará en la destrucción de nuestro planeta", ha concluido.

"¿QUIÉN SERÁ EL SIGUIENTE EN EXTINGUIRSE?"

Desde Corea del Sur, una joven por el clima ha celebrado que en su país, a diferencia de otros muchos de Asia, la juventud por el clima sí tiene permitido manifestarse por el clima y contra "la mayor crisis" que ha enfrentado el mundo. "Los animales se extinguen, las plantas se extinguen, ¿quién será el siguiente?", ha concluido.

Por su parte, David, un joven por el clima de Tasmania, en Oceanía ha defendido que el cambio climático no es solo una "emergencia climática" sino que va más allá y es una "emergencia de justicia climática ambiental" y por ello, en el marco del lema de la Cumbre --'Tiempo de actuar'--, asegura que es el momento de mover políticas y financiación.

Desde Juventud por el Clima Canadá, ha llegado Lía, que ha dicho que los jóvenes son "el cambio" y deben perseguir "que se haga más" y ha reclamado a las empresas que dejen de hacer "lavado verde" de su imagen.

"Queremos coraje para actuar y los jóvenes canadienses hemos salido a las calles. Es tiempo para que vosotros hagáis lo vuestro, lo que os toca. El clima no es un juego. Seguiremos manifestándonos más y más hasta que los líderes del planeta se conviertan en líderes climáticos", ha apostillado.

Por último, desde Nigeria, una joven por el Clima ha recordado que África es el continente más afectado por la crisis climática y cada día cientos de personas mueren por esta causa, mientras el futuro mira como la sociedad actual afronta el cambio climático.

"El tiempo de actuar es ahora. Se necesita hacer más por África. El contente afronta una crisis enorme", ha demandado la joven nigeriana que asegura que "cada día cuenta en el futuro para afrontar la emergencia climática".

Finalmente, ha indicado que África debe levantarse y que el momento es "ahora". Por ello, ha garantizado que los luchadores climáticos del continente seguirán reclamando justicia climática porque ahora no pueden estar callados. "Ahora es el momento. Hemos perdido años en la crisis climática", ha concluido.