SUCESOS INMIGRACIÓN

Interceptan un cayuco con 31 inmigrantes hacia Canarias, el tercero en 3 días

La Policía ha interceptado un cayuco que navegaba con 31 inmigrantes desde Senegal hacia las Islas Canarias, con lo que son tres los intentos abortados en apenas tres días por los agentes del Equipo de Cooperación Internacional (ECI), con sede en Mauritania.

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 16:55

La Policía ha interceptado un cayuco que navegaba con 31 inmigrantes desde Senegal hacia las Islas Canarias, con lo que son tres los intentos abortados en apenas tres días por los agentes del Equipo de Cooperación Internacional (ECI), con sede en Mauritania.

Según informa la Policía Nacional, en esta ocasión, el cayuco había salido de Senegal hacia las Islas Canarias, pero fue detenido cuando se encontraba cerca de la costa mauritana, en la zona de Cabo Blanco.

La intervención se llevó a cabo en la madrugada del lunes 10 porque la Policía tuvo conocimiento de la salida de un cayuco de unos 20 metros de eslora. Lo interceptó el Servicio de Guardacostas mauritano.

El cayuco fue varado en una playa cercana y los migrantes fueron custodiados por el ejército mauritano tras su asistencia médica.

Todos ellos eran hombres y mayores de edad y en sus primeras declaraciones reconocieron haber pagado por 600 euros a un organizador en una ciudad senegalesa.

Además, indicaron que les habían facilitado dos motores, alimentos, bebidas, chalecos salvavidas, garrafas de combustible y un dispositivo GPS con las coordenadas grabadas con rumbo al sur de Gran Canaria.

Los agentes constataron que uno de los motores se había averiado por lo que hubieran tardado al menos cuatro días en llegar a su destino.

El día 9, agentes del mismo grupo detuvieron a 18 personas de entre 20 y 30 años en su mayoría senegaleses preparados para partir de forma inminente en un cayuco con destino a Canarias. También en ese caso habían pagado entre 600 y 1.000 euros a los organizadores.

El día 10, el Ejército mauritano arrestó a otros 41 emigrantes subsaharianos en las playas de la ciudad de Nuadibú, 470 kilómetros al norte de Nuakchot, cuando se disponían a viajar a las Islas Canarias.

Estos inmigrantes, la gran mayoría de ellos senegaleses, habían embarcado con intención de llegar al territorio español de forma ilegal, pero su barca sufrió un fallo mecánico, lo que los obligó a volver a la tierra.

Lo más