CONCILIACIÓN FAMILIAR

Expertas dicen que las mujeres ocultan la verdad de su conciliación familiar

Las expertas en conciliación Susana Catalán y Ana Paneque han coincidido en destacar que cuando a las mujeres se les pregunta por la conciliación familiar no se atreven a decir toda la verdad "por quedar bien".,Catalán ha asegurado a Efe que si en vez de hacer las preguntas en público se hiciesen en "petit comité", las respuestas serían "muy diferentes", puesto que con la transformación de mentalidad que experimenta la sociedad en estas cuestiones "han cambiado mucho los co

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 13:29

Las expertas en conciliación Susana Catalán y Ana Paneque han coincidido en destacar que cuando a las mujeres se les pregunta por la conciliación familiar no se atreven a decir toda la verdad "por quedar bien".

Catalán ha asegurado a Efe que si en vez de hacer las preguntas en público se hiciesen en "petit comité", las respuestas serían "muy diferentes", puesto que con la transformación de mentalidad que experimenta la sociedad en estas cuestiones "han cambiado mucho los comentarios".

Paneque ha manifestado que, al principio de cualquier mesa de trabajo sobre esta materia, todos los participantes aseguran que en sus empresas se concilia, pero a medida que profundizan en los diferentes aspectos se denota que la realidad "es bien distinta".

En la organización de los horarios de trabajo, ha destacado que la media jornada "siempre está en territorio femenino" y lo achaca a una carga social y cultural "muy importante", ya que las mujeres siguen siendo las que mayoritariamente se ocupan tanto de niños como de mayores.

"¿Quién tiene la sensación de que es su responsabilidad y su obligación? Las mujeres. Si le preguntas a alguna qué cónyuge va a sacrificar horas de su trabajo, la mayoría dice "es que yo...", aunque hay otras que dicen que la situación está cambiando en sus casas, pero "las cifras son las que son", ha afirmado Ana Paneque.

Acerca de las ayudas, Susana Catalán ha apuntado a Efe que "hay muy pocas" que los ciudadanos tienen "un gran desconocimiento al respecto", ya que hay quien piensa que el tiempo de baja maternal es una medida de conciliación, cuando es una "obligación legal".

Ha puntualizado que muchas mujeres señalan que el problema "real" llega cuando los hijos han pasado la etapa lactante y el horario laboral dificulta llevarles a la guardería o al colegio, momento en el que dicen que es cuando las ayudas "verdaderamente escasean" o "brillan por su ausencia".

Las expertas han calificado como una "lacra" en España el denominado "presentismo laboral", que es el hecho de acudir al puesto de trabajo, pero dedicar parte de la jornada laboral a otras funciones ajenas a las tareas asignadas.

Han puesto el ejemplo de la responsable de una empresa que participó en una mesa redonda del Foro Provincial de Empresas Socialmente Responsables de Málaga, quien compartió que al personal de la compañía le costó más de cuatro años demostrar al jefe que con la reducción de pausas se lograba más productividad.

Además, explican que muchos empresarios piensan que hay que estar un número de horas determinadas en la oficina porque sino parece que "no se produce lo suficiente", lo que consideran un error.

En cuanto a las excedencias, Catalán ha hecho alusión a un estudio sobre conciliación que ambas realizaron en 2017 y que reveló -basado en cifras del Ministerio de Empleo y Seguridad Social- una diferencia de 740 mujeres más que hombres acogidos a una excedencia por cuidado de familiares distintos de los hijos.

Igual situación se produce con el cuidado de los hijos, donde en Andalucía 3.950 mujeres se tomaron excedencia por este motivo, mientras que tan solo 288 hombres lo hacían.

Lo más