ASILO REFUGIADOS (Previsión)

España reduce las concesiones de asilo y solo otorga 2.895 en 2018

España solo aceptó 1 de cada 4 solicitudes de asilo en 2018, frente a una de cada tres en 2017, dando protección internacional a 2.895 de 11.875 peticiones resueltas, en un año que registró un nuevo récord de solicitudes, muchas de ellas de venezolanos, hasta las 54.065 y de casos pendientes: 78.710.,Durante el balance del asilo realizado por la Comisión española de Ayuda al Refugiado (CEAR), su directora, Estrella Galán, ha asegurado que pese al récord de solicitudes pres

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 3' Actualizado 13:22

España solo aceptó 1 de cada 4 solicitudes de asilo en 2018, frente a una de cada tres en 2017, dando protección internacional a 2.895 de 11.875 peticiones resueltas, en un año que registró un nuevo récord de solicitudes, muchas de ellas de venezolanos, hasta las 54.065 y de casos pendientes: 78.710.

Durante el balance del asilo realizado por la Comisión española de Ayuda al Refugiado (CEAR), su directora, Estrella Galán, ha asegurado que pese al récord de solicitudes presentadas en 2018, suponen solo un 0,1 por ciento de la población española.

"Hay que desmontar ese discurso alarmista y perverso de que el asilo está siendo un coladero para miles de personas", ha señalado.

"Solo el 24 por ciento de las solicitudes son admitidas favorablemente, por debajo de los principales países europeos de acogida -Alemania el 50 % o Grecia 49 %-, lo que da una imagen negativa a la hora de aceptar refugiados", ha aseverado Galán.

La mayoría de las peticiones fueron de venezolanos (19.280), seguido de colombianos (8.650), sirios (2.775), hondureños (2.410), y de El Salvador (2.275).

De las 11.875 solicitudes resueltas, 2.895 fueron favorables, pero solo a 575 se les dio el estatuto de refugiados y al resto (2.320) protección subsidiaria -protección temporal de 5 años para personas que huyen de conflictos bélicos-.

Venezuela también fue una de las nacionalidades con más peticiones rechazadas: se aceptaron 30 y se rechazaron 1.495.

"Confiamos en que se aplique la propuesta anunciada por el Gobierno de conceder el permiso por razones humanitarias a buena parte de los venezolanos, pero también debería aplicarse a los de otros países que lo requieran", ha señalado Galán.

La lista de solicitudes pendientes -78.710- está también encabezada por ciudadanos de Venezuela (31.620), Colombia (10.385), Ucrania (4.300), Honduras (3.690), El Salvador (3.685), Palestina (2.510), Siria (2.320), Nicaragua (1.380) y Nigeria (1.250).

CEAR reclama medidas para solventar ese atasco en el sistema de asilo que se lleva acumulando en los últimos años, que pone en evidencia "la necesidad de mayores medios materiales y humanos para garantizar tanto el acceso al procedimiento como a su resolución".

Respecto a las personas palestinas, la abogada de CEAR Paloma Favieres ha denunciado que desde el 1 de febrero España requiere el visado de tránsito a estos ciudadanos, lo que les impide llegar a España y solicitar el asilo, una exigencia que también tienen desde 2018 las personas de Gambia y Camerún.

"En el contexto europeo, somos de los peores países, por debajo de Grecia, Italia y Suecia; nos lleva a plantearnos si somos un país de refugio", ha cuestionado la abogada.

Además, ha denunciado que 2018 fue el año "con más obstáculos para vivir en familia", como demuestra que solo se presentaron 37O solicitudes "que a veces tardan más de dos y tres años en resolverse".

Desde CEAR también alertan de la desprotección que están sufriendo las víctimas de maras y destacan que pese al aumento de peticiones de protección desde El Salvador, Honduras y Guatemala, apenas se concedió a 15 personas de 3 países.

Nicaragua es otro de los países desde el que proceden un gran número de solicitudes de asilo: 1.365 en 2018.

La activista nicaragüense Jessica Cisneros ha explicado que especialmente desde el verano se ha hecho más evidente la represión en su país.

"Estamos viviendo un estado de terror, diez meses de represión institucional que ha dejado un saldo de más de 500 asesinados y muchos presos políticos, acusados de terrorismo", ha dicho la joven que ha pedido asilo en España, tras participar en manifestaciones "de forma pacífica".

Sobre esta nacionalidad, la abogada ha lamentado que la oficina de asilo no resuelva las peticiones y "esté esperando a que se mejore la situación" en ese país.

En relación con la previsión del Gobierno de que en 2019 seguirán aumentando la peticiones de asilo hasta alcanzar en torno a 70.000, Galán ha opinado que de cumplirse "sería una cifra asumible, aunque España tendrá que ponerse las pilas de formas urgente para tener un sistema de asilo con un volumen de esas características".

Lo más