SUCESOS SUBMARINISTA

Buscan a un submarinista desaparecido desde el domingo en Barbate

Efectivos del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas de la Guardia Civil buscan al joven de 23 años que se hundió mientras practicaba pesca submarina a pulmón en Cádiz

UNIDAD GEAS

UNIDAD GEAS Miguel Ángel Molina

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 12:05

Efectivos del Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) de la Guardia Civil y medios aéreos participan en la búsqueda de un submarinista de 23 años, natural de Vélez-Málaga (Málaga), desaparecido el pasado domingo mientras buceaba frente a las costas de Barbate (Cádiz).

Montserrat Marín, madre del joven, ha informado hoy a Efe de que su hijo estaba practicando pesca submarina a pulmón en la zona conocida como el banco de Trafalgar, frente al cabo del mismo nombre, a unas cinco millas náuticas del litoral de Barbate, cuando desapareció. Ha relatado que tras una de las inmersiones, el cuerpo de su hijo salió a flote "pero estaba inconsciente y se hundió rápidamente por las pesas que llevaba", por lo que ha afirmado que las esperanzas de encontrarlo con vida "son nulas". "El que llevaba la barca desde la que estaba practicando vio que subió a la superficie, pero sin sacar la cabeza, y se tiró a por él, aunque las pesas volvieron a arrastrarlo hacia el fondo y se quedó a un metro de alcanzarlo", ha indicado.

Marín ha manifestado que la búsqueda de su hijo se ha reanudado este mañana a las 9.00 horas y que el mar está tranquilo, por lo que las condiciones de visibilidad son mejores que en las dos jornadas previas. Y ha precisado que la información que le ha transmitido la Guardia Civil es que se va a ampliar el radio de búsqueda desde el punto en el que desapareció el joven.

La mujer y su marido se desplazaron a Barbate a última hora del domingo, después de ser alertados por el Cuerpo Nacional de Policía del suceso, y tras una primera noche "prácticamente deambulando por las calles", el Ayuntamiento les facilitó ayer una habitación en un hostal para seguir las labores de localización. Marín ha señalado que su hijo, Fidel Jiménez, vivía en Barbate desde hacía casi un mes, localidad a la que se había desplazado para compaginar un trabajo en un negocio de hostelería con la que era su pasión, la pesca submarina.

Lo más