Vicente Boceta defiende en la UCAV la economía de mercado como clave para salir de la pobreza

cope.es cope.es

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 16:48

“Desigualdad y pobreza” es el título elegido por Vicente Boceta, director del Centro Diego de Covarrubias, para su conferencia las VIII Jornadas de Pensamiento Económico Economía y Cristianismo de la Universidad Católica de Ávila (UCAV).

Boceta ha hablado de la desigualdad y hambre al ser ésta una manifestación fundamental de la pobreza. En el tema de la desigualdad, el problema no es la distribución de la riqueza pues ésta tiene sus bases bien definidas en la Biblia. La clave está en la creación de riqueza a través de la libertad en general y en particular de la libertad de empresa, de mercado, de los derechos de propiedad y la igualdad ante la ley. La clave está en que en la sociedad exista movilidad vertical y horizontal, libre comercio. Es decir una sociedad basada en la economía de mercado, ha defendido el director del Centro Diego de Covarrubias.

Por otra parte, es falso que los pobres sean cada vez más pobres y los ricos cada vez más ricos y es igualmente falaz que la riqueza se obtiene a costa de la pobreza. Todo ello se deriva de la Gran Falacia de que la economía es un juego de suma cero y que la riqueza es un pastel de tamaño dado. De aquí se derivan los errores que las Instituciones Religiosas aplican a la economía pensando en el entorno que existía en la época de Cristo que se prolongo hasta la Revolución Industrial.

Su tesis es que la pobreza existe debido a la ausencia de sistemas de economía de mercado y de democracia política así como a la ausencia de la sociedad de los principios básicos de la cultura y la moral judeo-cristiana. Asimismo, ha hablado del tema del hambre, sobre el cual considera que el problema no está en la producción de alimentos sino en la ausencia de estructuras de libre mercado que son las que dificultan la producción y distribución de alimentos.

En conclusión, Vicente Boceta cree que hay que combatir el hambre a través de tres vías: Tecnología biológica (transgénicos, nuevas variedades etc.), Tecnología física (herbicidas, técnicas de riego, maquinaria), Instituciones y políticas económicas de libre mercado.

Lo más