COPE

CIENCIA INVESTIGACIÓN

Proponen un método de análisis rápido para hallar huellas biológicas en Marte

Investigadores de la Universidad de Málaga (UMA) han validado el uso de un sistema para encontrar compuestos orgánicos en las rocas de Marte, en concreto para la detección de radicales como el cianógeno, el carbono dímero o los aminos.

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 09:51

Investigadores de la Universidad de Málaga (UMA) han validado el uso de un sistema para encontrar compuestos orgánicos en las rocas de Marte, en concreto para la detección de radicales como el cianógeno, el carbono dímero o los aminos.

Si se encontrara en Marte alguna de estas moléculas significaría que existieron compuestos nitrogenados, aromáticos o aminas, moléculas orgánicas que determinarían la presencia en el pasado de alguna forma de vida, según ha informado este lunes la Fundación Descubre en un comunicado.

El equipo de la UMA propone el uso de un instrumento llamado LIBS, incorporado en el robot Perseverance de la NASA, ampliando sus funciones.

Si ahora detecta y analiza materia inorgánica de la superficie marciana, además señalaría restos orgánicos, con lo que se podría identificar la presencia de vida en algún momento de la historia del planeta rojo.

El robot Perseverance se lanzó en julio de 2020 con el objetivo de recolectar y analizar muestras de la superficie de Marte utilizando tecnologías de análisis entre las que figura LIBS.

En un artículo publicado en la revista "Spectrochimica Acta Part B: Atomic Spectroscopy", los expertos confirman que este modelo de análisis de materiales puede ser también una buena opción para confirmar la presencia de huellas biológicas de una manera rápida.

El Perseverance analiza rocas que se encuentran hasta siete metros de distancia, lo que multiplica las posibilidades en la recogida de muestras que pueden estar inaccesibles.

El investigador de la UMA y autor del artículo, José Javier Laserna, explica que el sistema consiste en la emisión de un haz de luz pulsada sobre cualquier superficie, de manera que la temperatura evapora el material que contiene y queda disponible para conocer su composición atómica.

Añade que lo que distingue a un tipo de roca de otra es el porcentaje de los elementos que contiene, la estructura y su organización atómica, y si en algún momento de su formación o erosión se hubiera incluido en ellas algún material orgánico, habría dejado una huella.

Los expertos pretenden rescatar esta biofirma eliminando la posibilidad de obtener resultados confusos por la interacción de los compuestos atmosféricos que podrían intervenir en la recogida de muestras mediante LIBS.

En un espacio simulado en laboratorio, los investigadores han demostrado la validez del sistema en la identificación de biofirmas en los materiales.

Una de las complicaciones que puede darse en el análisis de muestras es que se obtengan moléculas de carbono, pero que estén provocadas por agentes externos, como la propia atmósfera de Marte, rica en dióxido de carbono.

Sin embargo, los expertos han demostrado que el perjuicio de los gases de la superficie es solo marginal y que la toma de huellas de compuestos orgánicos es fiable en la información que ofrece LIBS.

Si con este método se detecta material orgánico, habría que seguir profundizando en la composición con otras herramientas más precisas como la espectroscopia infrarroja, con la que se obtendría un mapa más detallado de la muestra.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo