COPE

SOCIEDAD MENORES

"Si yo lo he logrado, ¿por qué ellos no?", salir de la cárcel siendo menor

Chennor Bah, que era uno de los 1,2 millones de niños que según cifras de la ONU se encuentran en cárceles de todo el mundo, ha vuelto a la prisión en la que estuvo en Sierra Leona siendo menor para apoyar y ayudar junto con Misiones Salesianas a chicos como él: "Si lo he logrado, ¿por qué ellos no?".

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 17:24

Chennor Bah, que era uno de los 1,2 millones de niños que según cifras de la ONU se encuentran en cárceles de todo el mundo, ha vuelto a la prisión en la que estuvo en Sierra Leona siendo menor para apoyar y ayudar junto con Misiones Salesianas a chicos como él: "Si lo he logrado, ¿por qué ellos no?".

Llegó este martes a España en un vuelo desde Sierra Leona, acompañado del misionero salesiano que le ayudó a salir de la cárcel, Jorge Crisafulli, diez días después de que su segundo hijo naciera y casi una década más tarde de estar en una cárcel que, según detalla el misionero, es lo más parecido al "infierno en la tierra".

Ahora presenta junto con Crisafulli el documental Libertad, dirigido por Raúl de la Fuente y que se estrenará mañana en la Fundación Telefónica de Madrid, en el que se narra la situación en la que se encuentran los menores presos en Pademba en Freetown.

Crisafulli y Bah han presentado este miércoles el documental y la campaña Inocencia entre Rejas, con la que pretenden denunciar la situación de los menores en cárceles para adultos.

Chennor Bah nació en 1991, siete años antes de que las Misiones Salesianas llegaran hasta el país africano para cooperar con los niños soldados, uno de los problemas derivados de la guerra civil que comenzó ese mismo año.

"¿A dónde voy?", se preguntó el joven el día que salió de prisuión. Detrás de esa pregunta se encuentran años de un abuso sexual que comenzó a sufrir con 13 años entre rejas el ahora padre y soldador de metal.

La misión de esta congregación religiosa trabaja con 225 presos a los que no solo da apoyo legal sino también una comida extra al día y actividades de ocio.

El apoyo que recibió por parte del misionero Crisafulli le sirvió al joven para poder salir de ese "infierno", aprender un oficio y ayudar después a través de su experiencia a los centenares de niños que aún siguen en esa prisión.

El 15 por ciento de los menores que consiguen salir de la cárcel vuelven a delinquir ya que "no hay apoyo familiar ni del gobierno" para lograr su reinserción, según ha explicado el misionero.

Una comida al día, no tener espacio para dormir en celdas compartidas con nueve personas y sufrir abuso físico, verbal y sexual son las condiciones con las que se encuentran los menores: "El preso puede llegar a pensar que no es humano", ha denunciado Crisafulli.

En muchos casos se condena a los menores por "deambular" por las calles, "un delito" que el misionero y el joven explican que es muy frecuente en Sierra Leona.

Chennor ha pasado de ser apodado entre sus amigos como el "francotirador" a llamarse "el simpático": "Antes yo era peligroso, pero me dije no. Quiero cambiar".

El cambio del joven se podrá ver en el documental que pone voz e imagen a la situación de los niños que aún siguen en la prisión de Pademba: "Si yo lo he logrado, ¿por qué ellos no?.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo La Noche

La Noche

Con Beatriz Pérez Otín

Escuchar