PARTIDOS PSOE

Pedro Sánchez da una espaldarazo a la candidatura de Barbón en Asturias

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha dado hoy un espaldarazo a la posible candidatura de su homólogo en la Federación Socialista Asturiana, Adrián Barbón, en las elecciones autonómicas de mayo de 2019 dado que, ha subrayado, representa "el futuro y la esperanza" a partir de esa fecha.

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 3' Actualizado 12:55

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, ha dado hoy un espaldarazo a la posible candidatura de su homólogo en la Federación Socialista Asturiana, Adrián Barbón, en las elecciones autonómicas de mayo de 2019 dado que, ha subrayado, representa "el futuro y la esperanza" a partir de esa fecha.

Sánchez ha hecho esta afirmación en una asamblea sobre pensiones ante varios centenares de militantes y simpatizantes en un hotel de Oviedo -organizado "en un día y medio", según Barbón-, y a la que no ha asistido el presidente del Principado, Javier Fernández, que no concurrirá como candidato en los próximos comicios.

El expresidente de la gestora, que no asistió a la Escuela de Buen Gobierno organizada por el PSOE, tenía programada para esta tarde una reunión con el Consejo Regulador de la Denominación de Origen Protegida Sidra de Asturias de forma paralela al acto al que sí han asistido dos consejeros del Gobierno regional y varios diputados socialistas en el Parlamento autonómico.

De cara a los comicios autonómicos, en los que Barbón descartó en un primer momento, tras ser elegido, concurrir como cabeza de lista, Sánchez se ha mostrado convencido de que, "pese a las encuestas", el PSOE puede ganar las próximas elecciones municipales.

"Si ganamos las municipales, ganaremos también las generales", ha apuntado Sánchez tras asegurar que España "está viviendo el agotamiento de un ciclo conservador" y que tiene al frente un gobierno "paralizado, agotado y anegado por casos de corrupción".

Para el dirigente socialista, ese cambio de ciclo "debe estar liderado por la izquierda que representa el PSOE" y requiere que en mayo de 2019 haya más alcaldes y presidentes de comunidades autónomas socialistas para evitar que la derecha siga utilizando la excusa de la crisis para acabar con el Estado del bienestar.

A su juicio, la gente mayor "es sabia" y el PP "no puede seguir siendo la primera fuerza política entre los mayores" de un país en el que "las dos derechas compiten por saber quién representa mejor a la España conservadora" pese a que la solución "a la precariedad y la desigualdad es más izquierda y no la suma de las derechas".

Sánchez ha garantizado que el sistema público de pensiones tiene futuro si se ponen en marcha iniciativas como las que ahora plantea el PSOE, que pasan por garantizar la subida de las pensiones de acuerdo al IPC, implantar un impuesto a la banca y elaborar un nuevo Estatuto de los Trabajadores con el que se derogue la reforma laboral del PP.

A su juicio, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, "hace de la mentira su única ideología" al afirmar que si hubiera más recursos públicos se subirían las prestaciones que cobran los jubilados en más de un 0,25 por ciento al año dado que promovió un cambio en el modelo que supondrá un pérdida del 11 por ciento del poder adquisitivo de los pensionistas en un plazo de cinco años.

Además, ha rechazado que el impuesto a la banca que plantea el PSOE sea rechazado por considerar que acabará repercutiendo en el bolsillo de los trabajadores y ha pedido plantearse quien paga los créditos que el Gobierno solicita del Tesoro para financiar la paga extraordinaria de los pensionistas de este año.

El líder socialista ha justificado además la decisión de su partido de abandonar las negociaciones del pacto educativo y ha advertido al Gobierno de que no espere a los socialistas mientras sigan planteando rebajas fiscales que sólo supondrán una merma en la recaudación pública y recortes en el Estado del bienestar.

En este sentido, ha apuntado que la propuesta educativa del PP pasa por destinar en 2028 la misma cuantía que se dedicaba en 2009, una propuesta "que no merece la consideración ni el apoyo del PSOE" que, ha asegurado, defiende equiparar el gasto público educativo, sanitario y social al de los países del entorno de España.

Lo más