DEBATE CATALUÑA

Colectivo ciudadano reivindica ante comisaría de Mossos la retirada de lazos

La Asociación por la Tolerancia, un colectivo ciudadano contra el "nacionalismo excluyente" en Cataluña, ha reunido a unas 30 personas frente a la comisaría de los Mossos d'Esquadra del distrito de Les Corts de Barcelona para reivindicar la retirada de lazos amarillos y la despolitización del espacio público.

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 1' Actualizado 21:05

La Asociación por la Tolerancia, un colectivo ciudadano contra el "nacionalismo excluyente" en Cataluña, ha reunido a unas 30 personas frente a la comisaría de los Mossos d'Esquadra del distrito de Les Corts de Barcelona para reivindicar la retirada de lazos amarillos y la despolitización del espacio público.

En el acto, que ha tenido lugar sobre las 18:30 bajo el lema "Nosotros también hemos limpiado las calles de amarillo", los asistentes han formado una fila delante de la comisaría portando lazos amarillos que anteriormente habían retirado, y han pedido simbólicamente que se les identifique.

Con este acto de "autoidentificación", el colectivo ciudadano ha querido mostrar su solidaridad con las catorce personas que fueron identificadas el pasado 19 de agosto en la provincia de Tarragona por retirar del espacio público lazos amarillos y otros símbolos independentistas.

De acuerdo a la información que difundieron los Mossos sobre el caso, las catorce personas fueron identificadas por ser presuntos autores de "daños al dominio público".

Sin embargo, el colectivo ha denunciado que estas identificaciones responden a una "estrategia política" de la Generalitat para "dar una falsa apariencia" de que no existe oposición contra "el régimen nacionalista".

El presidente de la Asociación por la Tolerancia, Eduardo López, ha explicado que valoran el acto, y que los agentes de la comisaría han tratado a los manifestantes de forma muy "amable" y "cordial".

Asimismo, López ha calificado de "injusticia" que las personas partidarias de la independencia puedan poner lazos y símbolos "sin control", porque "son ellos los que se apropian del espacio público".

La organización del acto ha subrayado que la protesta no es contra la policía autonómica, ni tampoco una "concentración reivindicativa", por lo que no han admitido banderas, pancartas, simbología ni el grito de consignas entre los asistentes.

Lo más