Boletín

La violación en grupo de la 'manada de Manresa': hechos, testimonios y penas

La Fiscalía imputa inicialmente un delito de abuso sexual continuado a seis de los acusados, que la violaron presuntamente en turnos de quince minutos

ctv-ojc-912285---copia

Concentración convocada en la plaza de Sant Jaume de Barcelona para apoyar a la menor víctima de la 'manada de Manresa'EFE

Cope.es

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 13 jul 2019

El juicio contra la 'manada de Manresa' se está desarrollando en la sección 22ª de la Audiencia Provincial de Barcelona. La Fiscalía acusa de abusos, y no de violación, a seis hombres por agredir por turnos a una menor de 14 años. Hay un séptimo acusado por haberse masturbado mientras presenciaba los hechos sin haberlos impedido. Tres de ellos son españoles, otros tres cubanos y uno es argentino. Eran mayores de edad al producirse la presunta agresión.

Los hechos se remontan a la noche del 29 de octubre de 2016 cuando una veintena de jóvenes se reunieron en una antigua fábrica abandonada, situada cerca del campus universitario, para hacer botellón.

Junto al lugar de la fiesta, en una caseta cercana, uno de los acusados, Bryan Andrés M, aprovechando que la víctima se encontraba bajo los efectos del alcohol, presuntamente la penetró. Después regresó e incitó a otro de los acusados, Walter Diego C, a que hiciera lo mismo. La acusación pública sostiene que a partir de ahí entraron en la caseta y abusaron de la víctima, por turnos, un total de seis adultos, Daniel David, Maikel, Marco Antonio, Yordanis, mientras un séptimo, Iván, contemplaba la escena y se masturbaba.

Cuando acabaron, Marco empuñó presuntamente una pistola de fogueo, con la que amenazó al resto de menores que se habían congregado para beber. Presuntamente, les dijo que si relataban lo sucedido iban a tener problemas con su familia. A las 3.30, cinco horas después de comenzar el botellón, Bryan y Maikel volvieron, presuntamente, a violar a la chica.

LA DECLARACIÓN DE LA VÍCTIMA

 El 2 de noviembre la joven presentó una denuncia ante los Mossos d'Esquadra. Tras ello, los siete hombres fueron detenidos. Además de abuso sexual, a Bryan se le acusa de amenazas y coacciones. Solo Daniel David acabó en prisión provisional durante casi dos años. En el pantalón de la víctima se encontraron restos de su semen.

La víctima  ha declarado ante el tribunal, protegida por una mampara para evitar el contacto visual con los acusados, que se “sintió intimidada y atemorizada” por los siete jóvenes que presuntamente la violaron “porque se iban pasando una pistola”.

La menor ha identificado a cuatro de los siete acusados como responsables de la violación y a los otros dos los ha reconocido porque se lo dijo una amiga que la acompañó a la fiesta. Sin embargo, el relato de la víctima no es continuo ya que solo recuerda “flashes” porque iba bebida y había fumado porros. La joven sospecha que los acusados le pusieron droga en las copas porque cada vez que le servían una lo hacían a escondidas.

LOS ACUSADOS LO NIEGAN

Los acusados han presentado diferentes versiones. Algunos han asegurado que no se conocían entre ellos, mientras que otros han afirmado que no conocían a la víctima. También han incriminado a dos asistentes a la fiesta que no están acusados. Y han señalado que la menor estaba en un estado de embriaguez muy severo y que tenía grandes ánimos de "tirarse a todo el mundo".

La Fiscalía imputa un delito de abuso sexual continuado a los seis procesados, para los que pide penas de 10 y 12 años de cárcel, al entender que no concurre violencia ni intimidación, como exige la violación, porque la voluntad de la víctima estaba anulada debido al consumo de alcohol o drogas. Sin embargo, puede modificar la petición de pena y elevarla en las conclusiones definitivas al delito de agresión sexual.

La defensa de la víctima califica los hechos de agresión sexual al considerar que la menor fue intimidada y sometida mediante violencia, con lo que eleva la petición a una condena de entre 15 y 20 años de cárcel y pide una multa de 4.320 euros para el séptimo acusado por no impedir la violación conjunta y masturbarse.

Lo más