COPE

Uganda.- La Policía de Uganda abate a siete sospechosos y detiene a otros 106 relacionados con actos de terrorismo

Europa Press

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 23 nov 2021

La Policía de Uganda ha indicado este lunes que, hasta el momento, ha abatido a siete sospechosos de estar relacionados con actos terroristas en el país, como en el ataque que la semana pasada se cobró la vida de cinco personas y dejó heridas a más de 35, mientras que ha detenido a otras 106 personas.

En una rueda de prensa, las fuerzas de seguridad han actualizado las cifras de víctimas, indicando que solo dos personas, los dos agentes de la Policía, siguen ingresados recibiendo tratamiento tras resultar heridas en las explosiones en Kampala, cerca de la sede del Parlamento, el resto ya ha sido dado de alta. Están progresando bien y están fuera de peligro.

Según la Policía, Uganda todavía está bajo amenaza, por lo que se han intensificado las operaciones a lo largo de las fronteras para "evitar los cruces ilegales". En una rueda de prensa, las autoridades policiales han insistido en que las Fuerzas Democráticas Aliadas (ADF) son quienes están detrás del atentado de Kampala, con "el objetivo de promover el miedo y el pánico en la población".

Por otro lado, han insistido en que siguen persiguiendo a aquellos que están involucrados en el financiamiento del terrorismo, así como a las personas que incitan y movilizan a ugandeses en actos ligados a las ADF.

Por esto, se están "monitoreando activamente todos los espacios en los hogares, lugares de culto que actúan como dominios para el reclutamiento y como centros de recolección para los niños a quienes se les presentan mensajes y creencias ideológicas", recoge un comunicado compartido en su página web.

El martes se registraron dos explosiones cerca de la sede del Parlamento en la capital ugandesa, Kampala. La primera de las explosiones tuvo lugar en a pocos metros de la entrada principal del Parlamento, mientras que la segunda se registró cerca de la sede central de la Policía en Kampala.

Las ADF, especialmente activas en el este de República Democrática del Congo y acusadas de la matanza de cientos de civiles en esta región, podrían estar intentando volver a operar en Uganda, de donde se retiraron en 2003 tras una serie de operaciones militares que mermaron drásticamente su capacidad para llevar ataques en el país.

Musa Baluku, líder de las ADF tras la detención en 2015 en Tanzania del hasta entonces jefe del grupo, Jamil Mukulu, aseguró en septiembre de 2020 que "las ADF dejaron de existir hace mucho". "En estos momentos somos una provincia, ISCA, que es una de las numerosas provincias que componen (la organización terrorista) Estado Islámico", agregó.

Estado Islámico en África Central (ISCA) reclamó en octubre su primer atentado en Uganda y desde entonces ha asegurado estar detrás de varios ataques más. Las autoridades achacan estos sucesos a las ADF.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo