SUCESOS MURCIA

Trasladan al anatómico forense a la madre e hijo asesinados en Las Torres

Murcia, 27 mar (EFE).- El juez ha ordenado el levantamiento de los cadáveres de la madre y su hijo menor encontrados muertos, con claros signos de violencia, a primera hora de esta mañana en la calle Asturias de Las Torres de Cotillas.,La Guardia Civil, que ha asumido la investigación del caso, ha tenido conocimiento de lo ocurrido a las 6,50 horas por el hijo mayor y hermano de las víctimas, un joven de 25 años que se trasladó al cuartel de la población para comunicar el hallazgo de los dos cue

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 10:53

El juez ha ordenado el levantamiento de los cadáveres de la madre y su hijo menor encontrados muertos, con claros signos de violencia, a primera hora de esta mañana en la calle Asturias de Las Torres de Cotillas.

La Guardia Civil, que ha asumido la investigación del caso, ha tenido conocimiento de lo ocurrido a las 6,50 horas por el hijo mayor y hermano de las víctimas, un joven de 25 años que se trasladó al cuartel de la población para comunicar el hallazgo de los dos cuerpos.

Según ha constatado EFE a las puertas del domicilio familiar, la autoridad judicial ya ha ordenado el levantamiento de los cuerpos y su traslado, en sendos furgones, a las instalaciones del Instituto de Medicina Legal de Murcia para la práctica de las autopsias.

La Guardia Civil ha informado de que los cuerpos presentan claros signos de haber sido golpeados por un objeto contundente, que todavía no ha sido encontrado por los investigadores.

En el lugar de los hechos, una vivienda unifamiliar adosada situada en el número 52 de la citada calle, se encuentran agentes de la policía científica para recoger pruebas y realizar la inspección ocular.

La Guardia Civil no descarta ninguna hipótesis en relación a este doble crimen, que ha conmocionado a esta pequeña población distante unos diez kilómetros de Murcia capital.

Un sobrino y primo de las víctimas, Daniel Martínez, ha informado a EFE de que su tía era madre de dos chicos de 18 y 25 años, y ha subrayado que llevaban una vida "normal".

Este familiar, que se ha desplazado a la casa al conocer lo ocurrido, ha contado que es sobrino de la mujer asesinada y que su marido es un trabajador jubilado de la empresa Fripozo.

Este hombre, han contado a EFE fuentes vecinales, no había pasado la noche en casa porque se encargaba del cuidado de un anciano.

Según los vecinos, ha requerido asistencia médica al llegar esta mañana a casa.

Lo más