COPE

Sudáfrica.- Sudáfrica no renovará los permisos especiales de trabajo de 200.000 zimbabuenses

Europa Press

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 26 nov 2021

Sudáfrica ha anunciado este jueves que no renovarán los permisos de residencia y trabajo de 200.000 zimbabuenses que expiran a finales de este mes, aunque les otorgará un periodo de gracia de un año para poder regularizar su situación.

"Después de deliberar, el equipo de Gobierno ha decidido no emitir más prórrogas para los zimbabuenses y dispensas especiales", ha dicho el ministro de la Presidencia, Mondli Gungubele, informa el diario sudafricano 'Mail & Guardian'.

No obstante, ha señalado que si bien no se expedirán más permisos, aquellos que sí los tengan actualmente en vigor contarán con una moratoria de doce meses para regularizar su situación. En caso de que no lo logren en ese periodo de tiempo, "tendrán que salir de Sudáfrica o serán deportados".

Desde 2009, el Gobierno de Sudáfrica ha estado emitiendo permisos especiales para los ciudadanos del país vecino como parte de la ley conocida como Proyecto de Permisos para Zimbabuenses (DZP), en un intento de las autoridades por regularizar la situación de miles de personas, que huían de la crisis política y económica.

Después de que expiraran en 2014 estos permisos, con prórrogas adicionales hasta 2017 y hasta finales del año próximo, algunos de sus beneficiados han acudido a los tribunales para exigir que les fuera concedida la residencia permanente, con el fin de poder optar posteriormente a la ciudadanía sudafricana.

Si bien la legislación sudafricana contempla que los extranjeros puedan solicitar la ciudadanía una vez han obtenido el permiso de residencia tras haber permanecido cinco años en el país, el Gobierno defiende que no son aptos debido a la naturaleza especial de la DZP.

La decisión del Gobierno se produce en un momento de alta agitación étnica y racial contra la comunidad india en Sudáfrica tras los disturbios del pasado mes de julio, desatados en un primer momento por el encarcelamiento del expresidente Jacob Zuma, en los que murieron cerca de 400 personas.

Con las heridas de aquellos episodios violentos aún abiertas, el pasado 1 de noviembre los sudafricanos acudieron a votar a las municipales, dando un importante apoyo al partido ActionSA, cuyo presidente, el antiguo alcalde de Johannesburgo, Herman Mashaba, ha utilizado una retórica contra la inmigración.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo