Boletín

JUICIO PROCÉS (Ampliación)

Sànchez a jueces:"Tienen la responsabilidad de no agravar la crisis política"

"El poder judicial no puede resolver un problema político, pero ustedes tienen una responsabilidad, que es no agravar la crisis política", ha dicho el exlíder de la ANC Jordi Sànchez dirigiéndose a los magistrados que le juzgan en el Supremo en su turno de última palabra.,En su intervención, Sànchez, diputado de JxCat en el Congreso, ha afirmado que se considera "víctima de una injusticia, de un dolor causado por el Estado" y ha mostrado su convencimiento de que "no hay id

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 18:25

"El poder judicial no puede resolver un problema político, pero ustedes tienen una responsabilidad, que es no agravar la crisis política", ha dicho el exlíder de la ANC Jordi Sànchez dirigiéndose a los magistrados que le juzgan en el Supremo en su turno de última palabra.

En su intervención, Sànchez, diputado de JxCat en el Congreso, ha afirmado que se considera "víctima de una injusticia, de un dolor causado por el Estado" y ha mostrado su convencimiento de que "no hay ideas ni principios que deban ser silenciados por miedo a un poder que amenaza los derechos y libertades".

El exlíder de la ANC ha comenzado parafraseando a Sócrates, quien dijo "hace 2.500 años" que "es mejor sufrir una injusticia que cometerla", en un alegato final que ha trufado de referencias a la filósofa Hannah Arendt o al poeta Joan Maragall.

Visiblemente emocionado, ha defendido la "no violencia" del "procés" en Cataluña, la cual "no es pasividad, quedarse escondido ante el temor y la amenaza de un Estado represivo", sino "asumir las consecuencias como lo hizo Sócrates, a pesar de que sean injustas y causen dolor".

En ese sentido, ha denunciado el "dolor" que los "poderes del Estado" le han causado no solo a él y a sus familiares, sino también a la sociedad catalana, aunque ha celebrado que "paradójicamente" ello ha generado oleadas de solidaridad y un refuerzo de los valores cívicos de convivencia que han hecho que Cataluña tenga "el mejor capital social en hace años".

Para Jordi Sànchez, con la sentencia del caso "procés" está en juego no sólo un conflicto territorial, sino el límite de los derechos fundamentales y políticos y, en última instancia, la "profundidad" de los valores democráticos en España y en Cataluña.

El líder de la ANC ha añadido que su estancia en la cárcel le ha enseñado, entre otras muchas cosas, el "uso y abuso de la prisión preventiva" que se hace en España, principalmente por parte de la Fiscalía, que a su parecer la utiliza para forzar acuerdos con acusados que acaban por reconocerse culpable sin serlo, para evitar las elevadas penas que el ministerio público pide para ellos.

Tras recordar que organismos que merecen el "máximo respeto" cuando hablan de Venezuela y la India, como Amnistía Internacional o el grupo de trabajo de la ONU, han dado su opinión sobre el "caso procés", Sànchez ha insistido: "el debate no es solo la autodeterminación, sino también los derechos y libertades".

"En política no hay puertas que se resistan si una mayoría lo quiere", ha reivindicado el expresidente de la ANC, que se ha mostrado convencido de que, aunque no pueda ver la independencia en vida, en un futuro los catalanes podrán votar "con un acuerdo político con el Estado español", como, ha precisado, han hecho los escoceses.

"Una urna nunca puede ser una amenaza a la democracia. Una urna no es un instrumento de ningún golpe de Estado. Nunca jamás", ha defendido Sànchez, que ha añadido que, aunque se diga "mil veces y más alto", no se podrá convencer de que hubo violencia a la gente que fue a votar el 1-O, un referéndum que a su parecer fue "una gran expresión cívica, de desacuerdo político" y el acto de desobediencia "más importante de Europa".