Boletín

JUSTICIA PROCÉS

Mossos destacan que se basan en criterios policiales sin motivación política

La cúpula de los Mossos d'Esquadra ha destacado hoy que la justicia ha archivado la causa que tenía abierta por supuesto espionaje político y ha resaltado que el cuerpo se ha basado siempre únicamente en "criterios policiales", sin incurrir en ningún tipo de "motivación política".,Un juez ha archivado hoy la causa a los Mossos d'Esquadra por supuesto espionaje político, destapado a raíz de la documentación que iban a incinerar el 26 de octubre de 2017, la víspera de la d

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 16:31

La cúpula de los Mossos d'Esquadra ha destacado hoy que la justicia ha archivado la causa que tenía abierta por supuesto espionaje político y ha resaltado que el cuerpo se ha basado siempre únicamente en "criterios policiales", sin incurrir en ningún tipo de "motivación política".

Un juez ha archivado hoy la causa a los Mossos d'Esquadra por supuesto espionaje político, destapado a raíz de la documentación que iban a incinerar el 26 de octubre de 2017, la víspera de la declaración de independencia, ya que no incurrieron en "desviación de poder" y buscaron información "esencial en toda policía", por lo que rechaza que cometieran espionaje político.

En un comunicado, la dirección general de los Mossos y la Jefatura del cuerpo han subrayado que la policía autonómica ha defendido siempre que todos sus procedimientos se han basado solo en criterios policiales, "negando de manera taxativa cualquier tipo de motivación política".

En un auto, el titular del juzgado de instrucción número 22 de Barcelona ha acordado archivar la causa, después de constatar que la comisaría de información de los Mossos actuó con "competencia", recabando datos de personas que por su significación sociopolítica podían ser partícipes o víctimas de incidentes en un momento "especialmente vulnerable", en pleno proceso independentista.

"No puede concluirse que las investigaciones no estuvieran guiadas por el propósito de salvaguardar el interés público y, por lo tanto, no son una desviación de poder", sostiene el juez, que da carpetazo a la causa que abrió a raíz de la denuncia de varios particulares después de que se descubrió que los Mossos habían recabado información sobre ellos, que constaba en la documentación que iba incinerar el 26 de octubre de 2017.

En el auto, que se puede recurrir, el magistrado afirma que no consta que los datos obtenidos por los Mossos hayan sido usados "para algún fin político" y que su objetivo era obtener "el máximo de información, esencial en toda policía, sobre la actuación de personas que por su significación sociopolítica pudieran, en un momento especialmente vulnerable, devenir autores o partícipes en incidentes con afectación del orden pública o devenir víctimas de estos incidentes". EFE.

Lo más