CRISIS CATALUÑA

Un juez pide a los Mossos el contenido de su "chat de mandos" sobre el 1-O

Un juez ha requerido a los Mossos d'Esquadra el contenido de su "chat de mandos" el 1-O, después de que la Guardia Civil ha revelado la existencia de este canal y que el entonces mayor Josep Lluis Trapero pidió datos de incidentes con la intervención del instituto armado y la Policía Nacional.

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 3' Actualizado 17:48

Un juez ha requerido a los Mossos d'Esquadra el contenido de su "chat de mandos" el 1-O, después de que la Guardia Civil ha revelado la existencia de este canal y que el entonces mayor Josep Lluis Trapero pidió datos de incidentes con la intervención del instituto armado y la Policía Nacional.

Según ha adelantado hoy "El Mundo" y han confirmado a Efe fuentes judiciales, el titular del Juzgado de instrucción número 2 de Sabadell (Barcelona) ha ordenado al comisario jefe de los Mossos, Miquel Esquius, que facilite el acceso y volcado de las comunicaciones durante toda la jornada del 1-O en el "chat de mandos", el "chat cronos" y el "chat del Servicio de Información", cuya existencia ha sido relevada por la Guardia Civil tras analizar las conversaciones grabadas entre los agentes y su central.

El juez de Sabadell, que abrió una causa por desobediencia a raíz de una denuncia sobre la supuesta pasividad de los Mossos d'Esquadra el 1-O, mantiene imputados a varios mandos de la policía catalana en la región policial Metropolitana Norte de Barcelona, después de que varios agentes denunciaron que les dejaron "vendidos" el 1-O.

Según han informado a Efe fuentes judiciales, la Guardia Civil hace constar en su informe que, además del "chat corporativo" de los Mossos, cuyo contenido ya fue facilitado al juez después de que en abril pasado ordenara a la policía catalana que le remitieran todas las comunicaciones internas del 1-O, en las conversaciones entre los agentes y la sala de mandos se aprecia la existencia de estos otros "chats" durante aquella jornada.

La Guardia Civil detalla, por ejemplo, que un agente de la Comisaría de Información de los Mossos contactó el 1-O con otro mosso y le urgió a que le remitiera incidentes que se hubiesen producido en la región Metropolitana Norte de Barcelona con intervención de la Policía Nacional y la Guardia Civil, ya que lo había pedido Trapero "y lo necesita para ya", según las fuentes.

Según el informe de la Guardia Civil, los agentes de la Comisaría de Información de los Mossos utilizaron un "chat específico" ese día, por el que comunicaban las novedades e incidencias de la jornada del 1-O.

En otra conversación, un agente de la comisaría de Badalona (Barcelona) llamó a la Sala Central (Cecor) para informar de los colegios que habían abierto y los que estaban cerrados a media mañana, ante lo que el operador encargó a su compañero que llamase a su jefa y le dijera que lo detallara en el "chat de mandos".

Además, en otra llamada un agente dijo a un compañero que los datos que le estaba comunicando los tenía que incorporar en el "chat". "Que lo pongan por el 'Cronos'", especificó, solicitando que incluyeran imágenes si las tenían.

Tras ser requerido en tal sentido por la Guardia Civil, el juez ha ordenado ahora a los Mossos d'Esquadra que le faciliten el acceso y el volcado de las comunicaciones del "chat de mandos", el "chat cronos" y del "chat del Servicio de Información" para poder analizar en su totalidad las comunicaciones del 1-O por parte de la policía autonómica en la región policial Metropolitana Norte.

De hecho, en el marco de su investigación, el juez ya requirió en abril pasado a los Mossos d'Esquadra que identificaran los teléfonos móviles que se facilitaron a algunos agentes para el 1-O, después de que varios agentes, que declararon como investigados, aseguraron que se los entregaron el día del referéndum.

Paralelamente, el magistrado también ha acordado, según las fuentes, solicitar al Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) que le remita el Plan de Coordinación previsto para el 1-O, en relación con el cumplimiento de la orden del 27 de septiembre del alto tribunal catalán para que se impidiera la votación, que había sido suspendida por el Tribunal Constitucional.

El juez de Sabadell ha pedido además a los Mossos d'Esquadra que le entreguen un informe detallando el número de agentes que estaban de servicio entre el 27 de septiembre y el 1 de octubre de 2017, así como los que estaban de baja, de permiso y de vacaciones, en la región policial Metropolitana Norte, comparándolo con los efectivos disponibles en las últimas elecciones al Parlament, del pasado 21 de diciembre.

Lo más