Se intensifican los trabajos para localizar a los dos desaparecidos en Zaldibar, pese a que la lluvia "no ayuda"

Se intensifican los trabajos para localizar a los dos desaparecidos en Zaldibar, pese a que la lluvia no ayuda

Europa Press

Tiempo de lectura: 4'Actualizado 15:50

Los trabajos para localizar a los dos trabajadores sepultados por el derrumbe del vertedero de la localidad vizcaína de Zaldibar se han intensificado, pese a que la lluvia de estos dos últimos días "no ayuda", según han reconocido los integrantes de la mesa técnica que realiza el seguimiento y la coordinación de las labores en la escombrera.

La reunión de la mesa técnica, integrada por representantes de los Departamentos de Medio Ambiente, Salud, Seguridad, Trabajo y Justicia del Gobierno Vasco y de la Diputación Foral de Bizkaia, se ha celebrado este miércoles en el centro de coordinación del barrio bilbaíno de Txurdinaga.

El viceconsejero de Seguridad, Josu Zubiaga, ha recordado que se delimitaron cuatro zonas, denominadas B/1, B/2, B/3 y B/4, para localizar a los desaparecidos, Alberto Sololuze y Joaquín Beltrán, y ahora se realiza "una búsqueda intensa" en esta última, en la que se ha determinado que podrían localizarse a los dos trabajadores tras el deslizamiento. En las otras zonas hay riesgo de deslizamiento de tierras, por lo que precisan de labores de estabilización y aseguramiento.

En la zona B/4, donde fue encontrado el coche de Beltrán, se trabaja con maquinaria de obra y verificación del material que se va moviendo por parte de personal de Emergencias, de la Ertzaintza y Bomberos de Bizkaia. También está presente la unidad canina ante "cualquier indicio" que pueda haber de los cuerpos de los trabajadores.

En cuanto a las lluvias de estos dos días, la mesa técnica ha señalado que "la movilización de masa de residuo en Zaldibar es enorme", hay zonas "con bastante riesgo e inestables, y el agua no ayuda". "Cualquier movimiento lo vamos a saber", ha aseverado.

Además, se estima que, hasta el momento, se han podido sacar de la zona 8.000 toneladas, todo ello, para favorecer la búsqueda de las personas desaparecidas. Los residuos se están llevando a una cantera cercana, donde se realiza el cribado y donde personal de la Ertzaintza verifica la descarga del material.

Por el momento, no hay personal forense en el lugar, que no se trasladará allí hasta que no aparezca "algún resto humano". También actuará en ese momento la Policía Científica.

MESA INTERINSTITUCIONAL

El secretario general de la Presidencia, Jesús Peña, ha recordado las decisiones adoptadas ayer en Mesa Interinstitucional de seguimiento del derrumbamiento del vertedero de Zaldibar, presidida por el Lehendakari, Iñigo Urkullu, que consideró "positivos" los trabajos y actuaciones realizadas.

Además, se acordó "iniciar una nueva fase para concentrar todos los esfuerzos en la búsqueda de las dos personas desaparecidas" y, de forma paralela, continuar con las labores de estabilización del terreno.

Peña ha recordado que, en los primeros días, existía "una situación de emergencia y urgencia", mientras que, en estos momentos, se sigue en "una fase grave", en la que los riesgos "siguen existiendo, pero están controlados". "Estamos en un escenario de mayor control de los posibles riesgos que se pudieran suscitar", ha añadido.

En esta línea, ha dicho que, en la actualidad, hay un equipo operativo específico que se dedica "a actuar con carácter preventivo antes de la existencia de cualquier nuevo fuego". "Identifica dónde están los nuevos focos de calor y tiene material e instrumentos para actuar sobre ellos antes de que sucedan", ha indicado.

También está preparado para apagar el fuego "en horas" si se produjera, según ha añadido. En todo caso, ha admitido que no hay "un riesgo cero", pero "está controlado".

Asimismo, la calidad del aire está también controlada y monitorizada permanentemente. En cuanto a la calidad del agua potable, ha recordado que "nunca ha estado en riesgo, pero, en determinados momentos", ha podido "existir entre la población la sensación de que podía tener algún problema de calidad".

"Los consorcios de agua han confirmado que la garantía de la calidad del agua es excelente", ha subrayado. Lo mismo ocurre con la calidad de los productos alimenticios, que están controlados y que no existe ningún "problema" al respecto.

Un equipo geotécnico, compuesto de cinco o seis personas, monitoriza los posibles desplazamientos de tierras. De esta forma, si hubiera algún riesgo de corrimiento del terreno, se tomaría la decisión, de inmediato, de activar los servicios de emergencias.

"Nunca se ha dejado de buscar a las dos personas desparecidas. Todo movimiento que hemos hecho sobre el terreno ha tenido ese objetivo. Despejado el control de los riesgos, todos los esfuerzos se pueden volcar en este escenario", ha asegurado.

El liderazgo de esta nueva fase corresponderá al Departamento de Seguridad y al Departamento de Medio Ambiente, que ya trabajan de forma coordinada.

CAUTELAS

El director general de URA, Ernesto Martínez de Cabrero, ha destacado que "el fuego está vencido, con todas las cautelas del mundo", y ha recordado el "episodio de susto" que se produjo con la reactivación de un foco y que "se solucionó con una buena reacción". Además, ha asegurado que ahora "la capacidad de reacción" si se reprodujera una situación similar "es mayor".

Además, ha apuntado que se está construyendo una balsa con 500 metros cúbicos de capacidad de agua para que se pueda mezclar con espumante y se pueda actuar en el talud, donde se han producido los incendios. También se estabiliza el corte del terreno.

Por otra parte, se ha conseguido que las aguas que van por la superficie del vertedero se conduzcan para que no creen inestabilidades, y se procede a la recogida de los lixiviados, que con las lluvias serán más cuantiosos, y se lleva al colector que lo depurará en Elgoibar.

Se está procediendo al "descabezado" del terreno, quitando peso, para poder acceder sin problemas de estabilidad a zonas de búsqueda de los desparecidos de forma segura y "con total tranquilidad".

"Se está haciendo un depósito de unas 70.000 toneladas --pequeño para el gran desprendimiento que se produjo-- que se va a habilitar para que estas zonas de búsqueda en las que trabajamos ahora y los escombros o residuos que allí se generen, puedan ser ubicados", ha indicado.

Radio en directo COPE

Lo más

En directo

Tiempo de Juego

Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Reproducir

Tiempo de Juego

Con Paco González, Manolo Lama y Pepe Domingo Castaño

Escuchar