COPE

TRIBUNALES ALICANTE

Le imponen una multa por increpar a policías que la defendieron de su pareja

Una mujer de 43 años ha sido condenada por la Audiencia de Alicante a una pena de multa de ocho meses por un delito de resistencia grave a los agentes de la autoridad al increpar a los policías que acudieron en su defensa ante un supuesto caso de malos tratos en el ámbito familiar.

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 19:02

Una mujer de 43 años ha sido condenada por la Audiencia de Alicante a una pena de multa de ocho meses por un delito de resistencia grave a los agentes de la autoridad al increpar a los policías que acudieron en su defensa ante un supuesto caso de malos tratos en el ámbito familiar.

Los hechos enjuiciados tuvieron lugar en torno a las 5 horas de la madrugada del 23 de julio de 2017 en la zona de ocio del puerto de Alicante, cuando cinco agentes de la Policía Nacional respondieron a la llamada de los vigilantes de seguridad de un local sobre una agresión infligida a la mujer por parte de un hombre que resultó ser su pareja.

La sentencia, dictada por un tribunal de la Sección Segunda de la Audiencia de Alicante, considera probado que los agentes, debidamente uniformados, detuvieron al presunto agresor, después de que el personal de seguridad privada intentase retenerle ante su actitud agresiva.

En ese momento, la procesada, que "tenía una herida sangrante en la barbilla" supuestamente producida por su pareja, se dedicó a increpar a los agentes mientras negaba que sus lesiones hubiesen sido provocadas por el arrestado, según el fallo. Es más, aseguró que se las había producido en una caída accidental.

De acuerdo con la resolución judicial, la mujer, de nacionalidad ecuatoriana, se opuso a las indicaciones que le formulaban los agentes para que depusiese su actitud y persistió en su resistencia hasta increparles.

También forcejeó con una de las agentes que intentaba mantenerla apartada del detenido, llegando a causarle una contusión en el codo izquierdo que le provocó un hematoma y "dermoabrasiones en las manos", de las que curó en el transcurso de cuatro días.

Según la sentencia, no ha quedado acreditado que los agentes intervinientes empleasen una fuerza "desproporcionada o innecesaria para poner fin a la situación potencialmente peligrosa generada".

El fallo condena a la mujer al pago de una multa de ocho meses con cuota diaria de 6 euros por el delito de resistencia grave a los agentes de autoridad, además de otros 40 días de multa por un delito de lesiones leves. De igual modo, deberá indemnizar a la agente con la que mantuvo el forcejeo con una suma de 160 euros. EFE

1011845

rng/gra/fg

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo Herrera en COPE

Herrera en COPE

Con Carlos Herrera

Escuchar