CASO "PROCÉS"

La Fiscalía subraya el papel "imprescindible" de los Mossos en el "procés"

La Fiscalía de la Audiencia Nacional sostiene que los máximos responsables de los Mossos d'Esquadra "se sumaron al plan secesionista" y pusieron a su servicio a la policía autonómica, cuya actuación fue "imprescindible para proteger las acciones dirigidas a la celebración del referéndum".,El ministerio público subraya que los Mossos tuvieron un papel de "especial relevancia" en el desarrollo del "procés" en el escrito en el que acusa de rebelión al mayor de este cuerpo Jose

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 13:23

La Fiscalía de la Audiencia Nacional sostiene que los máximos responsables de los Mossos d'Esquadra "se sumaron al plan secesionista" y pusieron a su servicio a la policía autonómica, cuya actuación fue "imprescindible para proteger las acciones dirigidas a la celebración del referéndum".

El ministerio público subraya que los Mossos tuvieron un papel de "especial relevancia" en el desarrollo del "procés" en el escrito en el que acusa de rebelión al mayor de este cuerpo Josep Lluís Trapero; al ex secretario general de Interior Cesar Puig; y al exdirector de la policía autonómica Pere Soler.

Puig, Soler y Trapero, "como mandos superiores de la Policía autonómica de Cataluña, cada uno desde su cargo y responsabilidad, se sumaron al plan secesionista, poniendo a disposición de éste la actuación del cuerpo policial de Mossos d'Esquadra", asegura el ministerio fiscal.

Para la Fiscalía, la "capacidad investigadora e 'intimidatoria'" de los Mossos al servicio de la organización y de los fines independentistas fue "imprescindible para proteger las acciones dirigidas a la celebración del referéndum, dedicándose a funciones impropias de un cuerpo policial".

Le acusa, por ejemplo, de "la realización de seguimientos a otros cuerpos policiales, entorpecer su labor y en algunos casos, incluso, oponerse físicamente".

La Fiscalía cree que Puig "alertaba de la actuación de los otros cuerpos policiales y facilitaba información a los impulsores del proceso para garantizar el buen fin del mismo y que Soler "daba cobertura y protección a las personas implicadas en la organización del referéndum"

Trapero, por su parte, "diseñó de forma deliberada unos mecanismos de actuación" que impidieron que los agentes de los Mossos d' Esquadra pudieran cumplir con las instrucciones dadas por el ministerio fiscal y con las resoluciones del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña para impedir la votación el 1-O.

La Fiscalía acusa además a Trapero de informar a los políticos independentistas de las investigaciones policiales y judiciales que se estaban realizando.

Recuerda este organismo que el 9 de junio de 2017 el entonces presidente catalán Carles Puigdemont anunció la fecha y pregunta del referéndum y que, a partir de entonces, realizó "profundos cambios" en los mandos de los Mossos y en la Conselleria de Interior "con el ánimo de lograr la lealtad a sus ilícitos propósitos de realizar el referéndum ilegal proclamado".

Fue entonces nombrado Joaquim Forn como nuevo consejero de Interior (procesado en el Tribunal Supremo), Cesar Puig como secretario general y Pere Soler como director general de la Policía autonómica; Trapero había sido nombrado mayor de los Mossos el 17 de abril.

Con esos cambios, asegura, "se controlaba a la policía autonómica", ya que esos mandos "pueden dar órdenes e instrucciones sobre la operatividad del Cuerpo, disponiendo ejecutar o abstenerse de las órdenes judiciales y del cumplimiento de la Ley".

Lo más