Boletín

La curiosa escena de un independentista con los pantalones bajados en la Diada que se ha hecho viral

El protagonista de esta historia se encontraba delante de una sede del Gobierno de España gritando "Estado opresor" 

La curiosa escena de un independentista con los pantalones bajados en la Diada que se ha hecho viral

 

COPE.es

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 21:23

El independentismo ha protagonizado una nueva manifestación multitudinaria en Barcelona, con apelaciones constantes a restaurar su unidad interna, en una Diada en la que ha perdido cierto músculo en la calle: 600.000 personas, según la Guardia Urbana, la cifra más baja desde el inicio del "procés".

El epicentro de la movilización de este miércoles era la Plaza España, con seis calles adyacentes (Paral·lel, Creu Coberta, Tarragona, Maria Cristina y Gran Via hasta el paseo de Gràcia) también pobladas de gente con la camiseta azul turquesa, la oficial de la convocatoria.

A pocas semanas de que se conozca la sentencia del Tribunal Supremo tras el juicio del "procés", que las fuerzas independentistas prevén que sea el catalizador de nuevas movilizaciones reivindicativas, la Diada de este año ha servido para calibrar el estado de ánimo en las filas soberanistas.

La ANC, la entidad que ahora preside Elisenda Paluzie y que desde 2012 viene organizando masivas demostraciones de fuerza en la calle cada Diada, había convocado la manifestación de este año bajo el lema "Objetivo Independencia", para reclamar "unidad estratégica".

En su discurso desde el escenario instalado en la avenida Maria Cristina, Paluzie ha reprochado a los partidos que "discutan en público el reparto de las migajas" en vez de trabajar por la independencia, un objetivo hacia el cual no solo no se ha "avanzado" desde octubre de 2017 sino que se han dado "pasos atrás".

Tras reconocer que ha sido la manifestación "más difícil" de todas las que ha organizado la ANC, debido al "desánimo, el desencanto y las divisiones" partidistas, Paluzie ha exigido a los partidos que "no desarmen" la vía unilateral hacia la independencia, generando "expectativas de un diálogo que nunca llega o es un simple engaño".

Pero en Twitter se ha hecho viral un vídeo de un hombre adulto que increpaba al Estado Español en las calles de Barcelona con gritos de "Estado opresor". El protagonista fue parado por las personas que grabaron el vídeo y le preguntaron por  "lo que había robado el presidente Pujol", dato al que añadió la afirmación "el puede robar porque es el presidente". 

 

Las reacciones en redes se han multiplicado muy rápido y los usuarios han compartido comentarios como los siguientes. 

 

 

 

Lo más