MARCA PAÍS

La corrupción y el independentismo, amenazas para la "marca país" española

La construcción de la "marca país" española se enfrenta a dos grandes problemas, la corrupción política y el independentismo catalán, según asegura el consultor en comunicación Didier Lagae en su libro "Marca país: un país como marca".,"España es un producto de oro, tenemos una oferta turística inmejorable y marcas de primer nivel", ha destacado este martes Lagae en la presentación del libro, en la que ha alertado de que esta "gran oportunidad" para atraer inversiones no se

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 1'Actualizado 13:15

La construcción de la "marca país" española se enfrenta a dos grandes problemas, la corrupción política y el independentismo catalán, según asegura el consultor en comunicación Didier Lagae en su libro "Marca país: un país como marca".

"España es un producto de oro, tenemos una oferta turística inmejorable y marcas de primer nivel", ha destacado este martes Lagae en la presentación del libro, en la que ha alertado de que esta "gran oportunidad" para atraer inversiones no se puede desaprovechar como, según él, ocurrió con la iniciativa de la "Marca España".

Para este consultor belga residente en Madrid, el Gobierno debe apostar "por la riqueza cultural" española pero sin caer en "regionalismos que no contribuyen a la marca país", además de afrontar una "limpieza política" para solucionar el daño que a su juicio ha hecho la corrupción a la reputación internacional española.

Los dos principales ejes para crear una "marca país" son, según Lagae, "atraer talento extranjero" por un lado, y mejorar el turismo, un sector en el que España es "el destino número uno" pero prima el turismo "low cost" de bajo coste frente a uno de más calidad.

Para acometer esta transformación del sector, el autor del libro ha puesto como ejemplo a Grecia, donde existe una oferta de turismo de lujo a la vez que una de bajo coste, y ha señalado que "hace falta tiempo y una gran inversión" para reinventar destinos como Magaluf o Lloret de Mar, asociados a un turismo de baja calidad.

Otro error, según Lagae, es que las administraciones han centrado demasiado la atracción de inversiones en Madrid, en lugar de "lucirse con los elementos del mosaico" que conforman la marca país y potenciar otros territorios.

Lo más