COPE

RACISMO POLICÍA

La Audiencia rechaza el examen médico al joven que denunció racismo en Mossos

La Audiencia de Barcelona ha rechazado que el joven que denunció una actuación racista de los Mossos d'Esquadra, en un caso con seis agentes investigados, sea sometido como él pidió a un examen por parte del médico forense, porque el juez lo acordó cuando la instrucción debería haber finalizado.,En un auto, la sección quinta de la Audiencia de Barcelona da la razón a los seis agentes investigados y deja sin efecto la resolución del juzgado de instrucción 5 de Manresa (B

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 14:30

La Audiencia de Barcelona ha rechazado que el joven que denunció una actuación racista de los Mossos d'Esquadra, en un caso con seis agentes investigados, sea sometido como él pidió a un examen por parte del médico forense, porque el juez lo acordó cuando la instrucción debería haber finalizado.

En un auto, la sección quinta de la Audiencia de Barcelona da la razón a los seis agentes investigados y deja sin efecto la resolución del juzgado de instrucción 5 de Manresa (Barcelona), que en octubre del pasado año aceptó la petición del joven, de nombre Wubi, para que se sometiera a un examen médico forense.

La sala coincide con el argumento de los seis agentes imputados en el sentido de que cuando el juez acordó en octubre de 2019 esta diligencia habían transcurrido ya más de los seis meses límite para la instrucción de la causa, que se abrió en febrero del pasado año.

La Audiencia resalta que la instrucción tendría que haber finalizado el 25 de agosto del pasado año, mientras que la decisión de practicar esta diligencia se produjo en octubre: "No debe perjudicar a los investigados un error judicial al respecto", sostiene.

Además, descarta el argumento del joven de que la petición se hizo dentro del plazo arguyendo que había solicitado el reconocimiento forense tras ser detenido -en enero de 2019, durante un desalojo-, porque, según la sala, se trataba de otro procedimiento, en que tenía la condición de investigado, mientras que en el actual es acusación particular.

El caso, que ya estaba en investigación desde febrero de 2019, se destapó públicamente en junio pasado, cuando lo dio a conocer SOS Racismo, que desveló que el joven grabó con su móvil el 10 de enero de 2019 un audio durante un desahucio -en que acabó detenido- en el que se escuchaba cómo un agente le hacía comentarios racistas.

En el audio se escucha presuntamente a un agente insultando y amenazando al joven con improperios como "la próxima vez que veas a la policía corre, pero intenta irte más lejos de África", en una actuación en la que, según la víctima, también fue escupido y pateado.

"Por favor, dejadme en paz, que soy un humano como vosotros", dice Wubi en un momento, a lo que un agente contesta: "No eres humano, tú eres un mono. Negro de mierda". El propio policía reconoce más tarde: "Soy racista, mucho".

Por este caso, el juzgado de instrucción 5 de Manresa (Barcelona) abrió en febrero del pasado año una investigación contra los seis agentes que intervinieron en el incidente, a los que imputa un delito de lesiones y otro contra la integridad moral.

Tras aflorar el caso, el entonces conseller de Interior, Miquel Buch, y el director de los Mossos d'Esquadra, Pere Ferrer, acordaron de manera inmediata y como medida cautelar cambiar de destino a los seis agentes, que estaban adscritos al Área de Recursos Operativos (ARRO).

Los seis agentes fueron citados como investigados en el juzgado en octubre del pasado año y se acogieron a su derecho a no declarar en este procedimiento.

La investigación abierta por la División de Asuntos Internos (DAI) se detuvo, como es preceptivo, cuando el juez de Manresa abrió una investigación por estos hechos, por lo que se está a la espera de la resolución judicial para proseguir con el expediente interno.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

Directo El Partidazo de COPE

El Partidazo de COPE

Con Juanma Castaño

Escuchar