Boletín

ELECCIONES 26M (Previsión)

El veto a Iceta impide que la campaña del 26M se despegue del "procés"

Nueva jornada de campaña electoral marcada por las repercusiones políticas del "procés" y la influencia del independentismo catalán, que este miércoles ha ratificado su veto al líder del PSC, Miquel Iceta, para ser designado senador autonómico, lo que impedirá que el día 21 sea elegido presidente de la Cámara Alta.,Mientras los líderes del PP, Pablo Casado, y Ciudadanos, Albert Rivera, han cumplido con el tradicional paseo por la pradera de San Isidro en la festividad del

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 19:53

Nueva jornada de campaña electoral marcada por las repercusiones políticas del "procés" y la influencia del independentismo catalán, que este miércoles ha ratificado su veto al líder del PSC, Miquel Iceta, para ser designado senador autonómico, lo que impedirá que el día 21 sea elegido presidente de la Cámara Alta.

Mientras los líderes del PP, Pablo Casado, y Ciudadanos, Albert Rivera, han cumplido con el tradicional paseo por la pradera de San Isidro en la festividad del patrón de Madrid, el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha hablado de la crisis de Iceta desde San Sebastián y Pamplona, donde también ha estado Pablo Iglesias, de Unidas Podemos.

El bloqueo de ERC al nombramiento de Iceta como senador mañana en el Parlament ha dado al traste con el plan de Sánchez de ponerle al frente del Senado, y el presidente ha interpretado la maniobra como una prueba de que los independentistas están "vetando la convivencia y la concordia en Cataluña", que siempre ha defendido el propio Iceta.

"Tienen miedo a las soluciones, al diálogo, a decirles a los catalanes que creyeron en ellos que la independencia no va a ser posible y que la única alternativa se llama Constitución y vía estatutaria", ha manifestado en un mitin en San Sebastián, con argumentos que después ha repetido en otro acto en Pamplona.

Entre tanto, el expresident catalán y cabeza de lista de JxCat a las elecciones europeas, Carles Puigdemont, ha advertido a Iceta desde Waterloo que no puede invocar la "cortesía parlamentaria" para que los independentistas le voten porque "él la rompió", según ha dicho en una entrevista con EFE.

En nombre del PP, Pablo Casado ha considerado por su parte que el líder del PSC "no es el más indicado" para presidir la Cámara Alta y ha arremetido contra el candidato de Sánchez por haber dicho "que los presos golpistas que están en prisión preventiva no deberían estar en la cárcel sin esperar lo que digan los jueces".

Desde la pradera de San Isidro, ya más centrado en la propia campaña electoral, Casado ha dicho que el PP "no quiere pasar de la 'Champions' a la segunda división" y ha pedido "humildemente" que el voto se concentre en las siglas de su partido, porque es la "única alternativa" a Sánchez.

Casado ha sido increpado por activistas de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, al igual que sus candidatos madrileños Isabel Díaz Ayuso y José Luis Martínez Almeida, del mismo modo que han sido insultados el líder de Cs, Albert Rivera, y los candidatos de su partido Ignacio Aguado y Begoña Villacís.

Rivera ha pedido a los madrileños que voten el 26 de mayo para acabar con los cuatro años de "cacao y guirigay" de Manuela Carmena y ha advertido a los electores de que, si se quedan en casa, "Pedro Sánchez y Pablo Iglesias les van a meter un sablazo fiscal en la cartera".

Sin hablar de Iceta, y en clave de la formación de nuevo Gobierno tras la constitución de las Cortes el próximo 21 de mayo, el líder de Podemos, Pablo iglesias, ha abogado en Pamplona por "cambiar de fase" y llevar a su formación al nuevo Ejecutivo nacional y también al de comunidades autónomas como Navarra, donde su partido apoyó en 2015 la investidura de Uxue Barkos, de Geroa Bai.

Al recuperar el valor del 15M, el movimiento reivindicativo ciudadano que surgió hace ocho años en la Puerta del Sol de Madrid, ha defendido que tras la incorporación de Unidas Podemos a las instituciones es momento de arrancar "la segunda parte de la película" con responsabilidades de gobierno.

Y aunque ha reconocido que "no lo podremos cambiar todo" porque no tienen "la fuerza suficiente" sí ha apuntado: "Podremos cambiar algunas cosas".

Lo más