EXPLOTACIÓN LABORAL

El Gobierno destina 30 millones más hasta 2020 a lucha contra fraude laboral

Madrid, 27 jul (EFE).- El Gobierno destinará 30 millones de euros extra a la Inspección de Trabajo hasta 2020 -15 en 2019 y 15 en 2020- para luchar contra el fraude laboral y fiscal y aumentará su plantilla con 833 nuevas plazas de inspectores y subinspectores.,Lo ha anunciado la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, durante su comparecencia tras el Consejo de Ministros, donde ha presentado el Plan Director por un Trabajo Digno 2018-2020.,Valerio ha cuantificado

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 13:54

El Gobierno destinará 30 millones de euros extra a la Inspección de Trabajo hasta 2020 -15 en 2019 y 15 en 2020- para luchar contra el fraude laboral y fiscal y aumentará su plantilla con 833 nuevas plazas de inspectores y subinspectores.

Lo ha anunciado la ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Magdalena Valerio, durante su comparecencia tras el Consejo de Ministros, donde ha presentado el Plan Director por un Trabajo Digno 2018-2020.

Valerio ha cuantificado que "en estos momentos la Inspección de Trabajo cuenta con 1.876 personas, inspectores y subinspectores" (frente a las 1.854 de 2010), de forma que con el refuerzo anunciado hoy en 2020 la plantilla ascendería a 2.709 funcionarios.

Este plan de 75 medidas -55 actuaciones de la inspección y 20 medidas organizativas- y dos planes de choque busca crear "trabajo decente, que asegure un salario digno, unas condiciones de trabajo justas, la igualdad entre hombres y mujeres, protección social y trabajo seguro desde el punto de vista de las medidas de prevención de riesgos laborales".

La elaboración del plan ha contado con la participación de las Comunidades Autónomas, así como de los sindicatos UGT y CCOO, las patronales CEOE y Cepyme, así como de las organizaciones de autónomos y las centrales de la Inspección de Trabajo.

Entre sus objetivos, como ha detallado la ministra, está "recuperar los derechos laborales perdidos o no aplicados" durante la crisis, crear empleo de mayor calidad y combatir el fraude laboral que da lugar a competencia desleal entre las empresas.

El plan también establece la creación de una herramienta informática de lucha contra el fraude para que la Inspección de Trabajo vaya "a tiro hecho, no tanteando" a las bolsas de fraude laboral, ya que contará con una conexión con los datos fiscales y de la Tesorería General de la Seguridad Social para hacer más ágil y rentable su actuación.

Los dos planes de choque -contra el fraude en contratación temporal y contra el empleo "abusivo" de los contratos a tiempo parcial"- serán revisados semestralmente para realizar cualquier retoque, de ser necesario.

La ministra ha detallado que el año pasado, con más de un millón de actuaciones de la Inspección, afloraron cerca de dos millones de puestos de trabajo y se recaudaron 1.215 millones de euros, con lo que sus acciones "también son buenas para las arcas públicas, para la tesorería de la Seguridad Social".

"Aunque tengamos que retornar a esa senda de gasto -aprobada por el Gobierno anterior y que previsiblemente hoy será rechazada en el Congreso de los Diputados- no es una inversión cuantiosa para lo productiva que va a ser", ha afirmado Valerio.

Lo más