COPE

La Bolsa toca los 9.000 puntos, el petróleo roza los 85 dólares y el Bitcoin se va a 60.000

El índice Ibex 35, tras una sucesión de altibajos, ha cerrado casi en tablas en cómputo de las últimas cinco sesiones

ctv-d0u-8013797283001m

Bolsa de Madrid

Tiempo de lectura: 3'Actualizado 17:44

Ha sido una semana de gran inestabilidad en la Bolsa. El índice Ibex 35, tras una sucesión de altibajos, ha cerrado casi en tablas en cómputo de las últimas cinco sesiones. Ha ganado en la semana apenas un 0,4 por ciento. Se ha dado de bruces en un par de ocasiones con los 9.000 puntos, pero ahí empieza a sentir ciertos vértigos. Hoy ha cerrado en 8.997 puntos con alza del 0,81 por ciento. Han subido las compañías acereras, los bancos, Inditex y las empresas relacionadas con el turismo y los viajes. Estados Unidos reabrirá sus fronteras por completo a partir del 8 de noviembre para los viajeros con pauta completa de vacunación. Naturgy ha desandado el camino alcista que realizó ayer. Valores como Telefónica y el Banco Sabadell han tenido una muy mala semana.

La excesiva inflación sigue lastrando a los mercados. En España el IPC se ha disparado hasta el 4 por ciento. En Estados Unidos alcanza ya el 5,4 por ciento, que es su nivel más alto de los últimos 13 años. Las ventas al por menor en EEUU han crecido mucho más lo que se esperaba. Un 0,7 por ciento en septiembre, frente una contracción esperada de dos décimas. Las subidas del petróleo y la energía, junto con la falta de suministros de algunos componentes justifican estos malos datos. El Fondo Monetario Internacional ha rebajado en cinco décimas su estimación de crecimiento económico de España en este ejercicio hasta el 5,7 por ciento. Crece el temor a la estanflación. Escaso crecimiento con inflación. Toda una bomba de relojería.

Los mercados descuentan ya una primera subida de tipos de interés en Estados Unidos en el otoño del año próximo. Además, la Reserva Federal comenzará ya mismo -en noviembre- a reducir sus compras de bonos. Actualmente la Reserva inyecta 120.000 millones de dólares mensuales. El Fondo Monetario aconseja a los grandes bancos centrales que midan bien los tiempos, que esperen a comprobar la evolución de la inflación y que no endurezcan su política monetaria demasiado pronto.

En los demás mercados el petróleo no da tregua, roza ya los 85 dólares por barril y revalida sus máximos de los últimos tres años. El presidente de Rusia, Vladimir Putin, no descarta verlo en breve a 100 dólares. Goldman Sachs cree que el precio del oro negro seguirá muy alto durante mucho tiempo. Y en las “criptos” sigue disparado el Bitcoin. Se codea ya con los 60.000 dólares. En los mercados se dice que la Securities and Exchange Comisión (SEC) de Estados Unidos, -el organismo equivalente a la española Comisión Nacional del Mercado de Valores-, podría admitir en breve el primer fondo cotizado o ETF (Exchange Traded Funds) sobre esta criptomoneda. Y todos los criptoactivos se han desmelenado.

Los mercados han pasado por alto los nubarrones que hay en el horizonte. Uno de ellos es el tercer impago de intereses de bonos de Evergrande, el gigante inmobiliario chino con pies de barro. No han desaparecido, pero se han suavizado los temores a una liquidación o una reestructuración de la deuda de este gran promotor inmobiliario, a pesar de que en las últimas semanas no ha atendido al pago de los intereses en dólares de tres emisiones de deuda. Nadie sabe hasta qué punto pueden verse afectados los bancos acreedores, las aseguradoras y los inversores con intereses en la empresa. Tampoco está claro si podría ver afectada la recuperación de la economía china, lo que sin duda repercutirá sobre el crecimiento global del planeta. La empresa ha comenzado a vender activos para hacer frente a su abultado endeudamiento, que alcanza los 300.000 millones de dólares.

Los expertos creen que la empresa se despiezará en varias entidades separadas, no se producirá por tanto un colapso desordenado. Las autoridades chinas tendrán un cuidado exquisito en proteger a los ciudadanos que han comprado las viviendas que Evergrande está construyendo y también a los ahorradores que han invertido en productos financieros de la compañía. Los analistas de Unicredit creen que no será un nuevo Lehman. Los expertos de la firma consideran que la crisis de la empresa será controlable y no se extenderá fuera de las fronteras chinas. Los bonos corporativos chinos suponen solo un 8 por ciento del total en circulación en el mundo.

Radio en directo COPE
  • item no encontrado

En directo

La Tarde

Pilar Cisneros y Fernando de Haro

Reproducir
Directo La Tarde

La Tarde

Pilar Cisneros y Fernando de Haro

Escuchar