BEBÉS ROBADOS

Eugenia Tusquets aborda el drama de los bebés robados en su última novela

La escritora Eugenia Tusquets aborda el drama de los bebés robados en España en su última novela, "Ladrones de vidas", basada en hechos reales.,Tusquets ha explicado a Efe que el tema central de la novela es el de los bebés robados, "ese largo episodio tan desgarrador y degradante para este país".,La escritora se basa en un hecho real, "aunque ficcionando la situación social y profesional de los protagonistas para salvaguardar sus identidades".,Algunos aspectos del caso

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2' Actualizado 13:51

La escritora Eugenia Tusquets aborda el drama de los bebés robados en España en su última novela, "Ladrones de vidas", basada en hechos reales.

Tusquets ha explicado a Efe que el tema central de la novela es el de los bebés robados, "ese largo episodio tan desgarrador y degradante para este país".

La escritora se basa en un hecho real, "aunque ficcionando la situación social y profesional de los protagonistas para salvaguardar sus identidades".

Algunos aspectos del caso concreto que relata entroncan con la última proposición de ley presentada el 25 de septiembre por las asociaciones de niños robados, con la que se pretende que "salga a la luz pública toda la documentación hasta el momento oculta, y garantizar así el derecho de todo ciudadano a conocer sus orígenes", subraya.

Casi todas las legislaciones occidentales permiten la prueba del ADN en los procesos de filiación, pero no obligan a los hospitales a comunicar el resultado al interesado cuando se descubre, con las pruebas pertinentes, que no es hijo biológico de sus progenitores o del único progenitor accesible en aquel momento, asegura.

Ni las acciones legislativas ni la labor periodística alcanzan a establecer la verdadera dimensión humana de cada uno de los casos, cuyos detalles se pierden en los tecnicismos o el sensacionalismo, por esta razón Tusquets considera que "es importante utilizar la novela para dar cuenta de cómo una acción despiadada, a veces tratada solo burocráticamente, puede destrozar varias vidas".

La asociación 'Todos los niños robados son también mis niños', una de las impulsoras de esta proposición de ley, se ha involucrado en el proceso de investigación de la novela, "sobre todo porque pone en evidencia la necesidad de esta ley".

En el prólogo, la presidenta de la asociación, Soledad Luque, indica que "lo más terrible es que en 2018, después de 40 años de dictadura y de más de 40 años de democracia, la impunidad continúa porque estos delitos, que son un crimen contra la humanidad, siguen sin resolverse en España" y reclama "mucha más voluntad política y acción judicial para conseguirlo".

"Una parte importante" de los beneficios de las ventas de "Ladrones de vidas" (Funambulista) están destinados a la asociación, para cubrir los gastos de desplazamientos, de abogados y los diferentes gastos que tienen en su lucha para que se reconozca la realidad sufrida por miles de familias durante tanto tiempo.

En la novela, Benicio cuenta en primera persona sus vivencias como investigador de un caso de bebé robado al nacer en el Madrid durante la década de los años 70.

Tras desplegar todos sus recursos para resolverlo, tiene que rendirse a la evidencia de que tanto el personal de la clínica como la religiosa que asistió al parto, envueltos todos ellos en la trama fraudulenta de las adopciones ilegales, han destruido las pistas y no tienen intención alguna de colaborar, y lo único que logra descubrir es que el bebé fue adoptado por una pareja extranjera.

Emma, la otra protagonista de la trama, narra, también en primera persona, sus experiencias desde adolescente rebelde a actriz de reparto en Los Ángeles, y el posterior amargo episodio al descubrir que es adoptada, a raíz de que su hijo recién nacido es diagnosticado con una de las llamadas enfermedades raras y necesita el ADN de los padres y los abuelos. Se ve entonces obligada a buscar a sus padres biológicos.

En el desarrollo narrativo, las vidas de ambos protagonistas se acabarán cruzando.

Lo más