Boletín

LITERATURA DUELO

Carlos Fresneda: No hay una palabra que defina a un padre que pierde un hijo

"No hay ninguna palabra en el diccionario que defina a un padre que pierde a un hijo", dice el periodista Carlos Fresneda, que ha escrito el libro "Querido hijo" para recordar al suyo, Alby, muerto en Londres hace un año atropellado por un tren cuando pintaba grafitis.,Carlos Fresneda (Madrid, 1963), corresponsal de El Mundo en Londres, ha escrito una "carta de amor incondicional" a su hijo, que murió con 19 años, en este libro que comenzó con una carta que publicó a los c

Agencia EFE

Tiempo de lectura: 2'Actualizado 17:10

"No hay ninguna palabra en el diccionario que defina a un padre que pierde a un hijo", dice el periodista Carlos Fresneda, que ha escrito el libro "Querido hijo" para recordar al suyo, Alby, muerto en Londres hace un año atropellado por un tren cuando pintaba grafitis.

Carlos Fresneda (Madrid, 1963), corresponsal de El Mundo en Londres, ha escrito una "carta de amor incondicional" a su hijo, que murió con 19 años, en este libro que comenzó con una carta que publicó a los cinco días de la tragedia en su periódico.

Lo mismo había hecho, recuerda el periodista en una entrevista con Efe, cuando ocurrió la muerte de su mejor amigo y compañero Julio Anguita Parrado en 2003 en Irak: "el dolor sale y para mí era necesario contarlo".

Porque Fresneda prefería escribir a hablar, una forma de mitigar el dolor ante la tragedia que vivió su familia cuando murió su hijo junto a otros dos compañeros mientras pintaban grafitis en Brixton, al sur del Támesis, recuerda.

Y así fue escribiendo el libro que ahora se ha publicado, a ratos, por las noches, una forma de recordar a su hijo a través de su historia en este duelo que, señala, no acaba.

"El duelo es una travesía que no se acaba nunca", sostiene el periodista que explica que mientras su mujer recurrió a un grupo de apoyo a él le valió la escritura: "porque duele contarlo pero más duele callárselo", asegura.

Y señala que no hay una palabra que defina en el diccionario a unos padres que pierden a un hijo. No solo en español sino en ningún idioma, salvo el hebreo.

Algunos de estos padres han puesto en marcha iniciativas para que se acepte como tal la palabra "huérfilo".

Entre ellos, la Federación Española de Padres de Niños con Cáncer que ha pedido a la Real Academia de la Lengua (RAE) que incluya en el diccionario la palabra huérfilo que esta ONG ha creado tras consultar a distintos lingüistas.

El periodista recuerda la vida de su hijo, sus aficiones artísticas y las circunstancias del accidente en un libro en el que agradece al escritor Sergio del Molino y su "La hora violeta" -en el que describía el año de vida de su hijo desde que le diagnosticaron una leucemia hasta su muerte- que le iluminara el camino. Y como antes lo hizo Paco Umbral en "Mortal y rosa".

Lo más