También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
MÉXICO

El Juli se llevó el mano a mano en la Monumental de México

Más que una rivalidad, la tarde resultó una gran demostración de “El Juli” al azteca Joselito Adame.

Julián López El Juli durante su actuación este domingo en...
 Julián López El Juli durante su actuación este domingo en la Monumental de México | EFE
  • Octavio X. Lagunes
  • México

Tags

Tarde algo ventosa un poco fría. Abrió plaza el experto y ya veterano matador Julián López quien logró meter a su poderosa muleta a un incierto toro muy noble que supo entender. Sacó a flote su sapiencia torera. Mató de entera efectiva para cortar una oreja.

“El Juli” ante su segundo, con menos cara, volvió a verse poderoso ante un toro que no era un dechado de bravura. Le realizó una faena sumamente meritoria tapando la cara y sometiendo al distraído burel. Lució su verticalidad y poderío destacando un cambio de mano rematado por debajo digno de Ruano Llopis o el colombiano Diego Ramos. Una auténtica pintura. Vaya parsimonia y naturalidad que este torero madrileño ha desarrollado. Pinchó un par de veces antes de una fulminante estocada. Vuelta al ruedo unánime.

Con el quinto, Julián poco pudo transmitir ante un toro que rodaba por la arena cuando le bajaba la mano. Abrevió y fue efectivo al recurrir a la espada corta. Se retiró en silencio.

El hidrocálido Joselito Adame sorteó a su primero un noble toro que metía la cabeza por ambos lados. Toreó muy a su estilo con algunos largos y buenos derechazos. En ocasiones perdió la brújula. Pegó algunos otros pases no tan ortodoxos. La gente acabó recriminando su falta de elegancia ante un toro que merecía haberse ido sin rabo. Mató de entera trasera y tendida tras cinco golpes de descabello pasaportó a “Misionero” un bravo toro de Don Teófilo que recibió un estupendo puyazo y aplausos en el arrastre.

Ante el cuarto, trató de enderezar el barco e inició sentado en el estribo y recibió al toro con la muleta. Algunos pases le resultaron vistosos para algunos asistentes. Después se llevó el toro al centro del ruedo y se fajó con él. Llegó a verse gallardo y casi fue prendido por girar en demasía. Su faena no tuvo ligazón ni continuidad emocionando a pocos. Hizo eterna su faena y fue reclamado al querer cerrar su labor con pases por arriba. Pinchó y los pocos espectadores que lo miraban se dispersaron. A la siguiente oportunidad mato de entera y fue despedido con algunos aplausos.

Con el que cerró plaza Adame tuvo el acierto de banderillear y le resultó muy vistoso y afortunado su tercio. Se vio muy decoroso. Su toro rodaba por la arena en cuanto le bajaba la muleta. Poco lució ante este toro que no funcionó. Mató de dos pinchazos y una estocada.

Para los toreros mexicanos implica un riesgo muy grande alternar en mano a mano con toros tan dóciles y matadores con gran bagaje.


FICHA DEL FESTEJO 

Ciudad de México (México), domingo 19 de noviembre de 2017. 1ª de la Temporada Grande. Tres cuartos de plaza.

Toros de Teófilo Gómez, bien presentados. Mansos y pastueños en términos generales, se dejaron meter mano. 1°, manso muy bien aprovechado; 2°, noble y bravo que metía la cabeza por ambos lados; 3°, bobalicón con menos trapío; 4°, sin transmisión; 5°, débil; 6° un inválido.

Julián López ‘El Juli’, oreja, vuelta y silencio.

Joselito Adame, silencio, palmas y silencio.

Lo más visto