También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
En 'La Tarde'

Los Mossos resuelven un caso 17 años después

Hablamos con Jordi Doménech, jefe de la Unidad de los Mossos que ha resuelto el caso 

 

Tags

Parece el guion de una película, pero no lo es. Es un hecho real que ha ocurrido en la localidad de Montgat, Barcelona. Se trata de un asesinato ocurrido en el año 2000. La víctima es un colombiano que dedicaba su tiempo a cuidar a un anciano en su vivienda. Fue encontrado muerto, cosido a puñaladas y con una flor en la oreja. Con su sangre el criminal pintó algunas palabras en la pared: "Hitler tenía razón" o "KKK". El asesino es un ex militar español, de origen colombiano, que volvió a su país a refugiarse. Ha sido detenido y encarcelado 17 años después, y ahora se encuentra a la espera de su extradición a España. Este caso fue encargado en un primer momento a la Guardia Civil, pero posteriormente la policía autonómica fue quien se hizo con el caso y quien lo resolvió.

"Él lo que dice es que él le provocó, que quería tener relaciones sexuales y por eso lo mató"

El jefe de la Unidad de los Mossos que ha resuelto el caso es Jordi Doménech, que ha pasado por los micrófonos de 'La Tarde' para explicar los detalles del caso: "Estuvo de militar después de los hechos. Está en el ejército desde el 2007 hasta mediados del 2008. La Guardia Civil había conectado con 15 personas, al final nosotros nos fijamos en tres y es una de las personas que la Guardia Civil interroga en su día". La Unidad vuelve a repasar toda la investigación y a hablar con los testigos: "Otra de las cosas que hacemos es ver qué ha sido de su vida. En el año 2009 esta persona había cometido dos delitos graves, y en el 2010 uno de abusos sexuales".

Uno de los pasos más importantes en una investigación de este tipo, es analizar a la víctima: "Sabemos que su ideología era nazi, lo sabemos por testigos y redes sociales. Tenía esvásticas y libros de Hitler. Pensamos que era homosexual, porque tenía contactos para relacionarse con otras personas". Según Jordi todo se desarrolló a raíz de un conflicto entre las dos personas: "Él lo que dice es que él le provocó, que quería tener relaciones sexuales y por eso lo mató. La víctima en ese momento estaba desnuda".

ESCUCHA LA ENTREVISTA COMPLETA | Jordi Doménech en 'La Tarde' 

Otro de los misterios por resolver se centraba en los rastros que el asesino iba dejando por la casa: "Él lo hace todo para despistar. Las pintadas nazis, lo de la margarita en la oreja, también él realiza una llamada a la antigua pareja sentimental de la víctima una vez está muerto. Igual que fregar, que lo único que hace es repartir la sangre. Dice que lo hace todo para despistar".

Lo más visto

  • El Html Mod no se ha encontrado