También en directo
Ahora en vídeo

Sin micrófonos

  • cmp-last-audios-header:lista con un numero insuficiente de elementos
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
SIN MICRÓFONOS

El PP fija la fecha de su congreso con un objetivo: unidad

El Congreso Extraordinario del PP se celebrará el próximo mes...
El Congreso Extraordinario del PP se celebrará el próximo mes de julio | EFE

Mariano Rajoy ha convocado en un hotel de Madrid a medio millar de dirigentes del PP, los que forman parte de la Junta Directiva Nacional, para fijar ya la fecha exacta del congreso extraordinario del partido que elegirá a su sucesor que será los días 20 y 21 de julio; y nombrar además al comité organizador de ese cónclave. 

De la reunión de este lunes podría salir una decisión más: acortar los plazos de presentación de candidaturas (fijan un máximo de 15 días); y del tiempo que tendrán para hacer campaña quienes se presenten a esa carrera (según los estatutos serían 21 días). 

Mariano Rajoy ha trabajado estos días en la sombra desde su despacho de la calle Génova. Siempre ha sido respetuoso con los procedimientos y los tiempos, y este caso no va a ser una excepción. El todavía líder del PP, aseguraba hace unos días que su intervención iba a ser la mínimamente debida, y así está siendo. No se va a decantar por nadie, no va a aplicar el dedazo, y solo tiene un objetivo: que la transición sea tranquila, que no haya guerras internas y que el congreso finalice con el PP unido en torno a su nuevo presidente. 

Lo ideal es que haya solo una candidatura, dicen, y para ello se trabaja, pero, si finalmente no se consigue ese objetivo, todo tiene que ser civilizado. No puede ocurrir como en el congreso de Valencia. Y es que, recuerdan los populares, no hay tiempo para tonterías. Antes del verano el mecanismo del partido tiene que estar perfectamente engrasado para afrontar lo que viene: quizá andaluzas en octubre; y autonómicas, municipales y europeas en mayo.Y habrá que lidiar, además, con "el Gobierno de pasarela" como le denominaba el portavoz del Congreso, Rafael Hernando, y con los casos de corrupción que todavía quedan por juzgar. 

Uno de los favoritos, Alberto Núñez Feijoo, se desmarcaba de plano esta semana de esos casos, que le "repugnan" decía, y que lamenta. En la terna de candidatos, de momento hay muchos rumores y pocas certezas. El presidente de la Xunta pedía respetar los tiempos; María Dolores de Cospedal admitía que tiene que pensar cuál quiere que sea su futuro personal y profesional; y Soraya Sáenz de Santamaría ha permanecido estos días alejada de los focos, y totalmente muda, aunque ya hay una cuenta en twitter, "SorayaPresidentaPP", que aboga por que asuma el liderazgo del partido. 

Lo cierto es que, en el próximo mes, el PP se puede jugar parte de su futuro político... Y es que, como decía Juan Domingo Perón, "los partidos políticos triunfan o son destruidos por sus conductores. Cuando un partido político se viene abajo, no es el partido político quien tiene la culpa, sino el conductor".

Lo más visto