También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
NO OLVIDAMOS

Sevilla rinde homenaje al matrimonio Jimenez-Becerril en el 15 aniversario de su asesinato por ETA

Familiares y amigos rendirá este jueves un homenaje al que fuera teniente de alcalde del Ayuntamiento de Sevilla, Alberto Jiménez-Becerril, y su esposa, Ascensión García Ortiz, cuando se cumplen 15 años de sus asesinatos a manos de la banda terrorista ETA. La jornada se iniciará a media mañana con una ofrenda floral en el hispalense cementerio de San Fernando, donde descansan sus restos mortales, mientras que a las 16,00 horas el alcalde de Sevilla, Juan Ignacio Zoido, descubrirá la placa 'Rotonda Víctimas del Terrorismo', en la avenida de la Paz con la avenida de las Mercedes. A continuación, sobre las 17,00 horas, se llevará a cabo una misa funeral en la Catedral de Sevilla y, a las 17,45 horas, se desarrollará un responso y una ofrenda floral en la calle Don Remondo, en el lugar en el que fueron asesinados el día 30 de enero de 1998.  Igualmente, el líder de los 'populares' andaluces, Juan Ignacio Zoido, presidirá a partir de las 18,30 horas el acto público, en el que también participa el presidente del PP de Sevilla, Juan Bueno, en memoria de Jiménez-Becerril que organiza el PP-A y que se celebrará en el Hotel NH Plaza de Armas de la capital.

De 

En este marco, cabe recordar que Jiménez-Beceril y su esposa, ambos de 37 años, fueron asesinados en la madrugada del día 30 de enero de 1998 en la calle Don Remondo del céntrico barrio de Santa Cruz, en la esquina con la calle Cardenal Sanz y Flores, cuando regresaban a su domicilio tras haber cenado fuera, al recibir sendos disparos en la cabeza por parte de varios etarras.    Alberto Jiménez-Becerril había aparecido hacía dos años en una lista intervenida a ETA por la Policía, aunque no había recibido ningún tipo de amenazas. El matrimonio iba a cumplir su décimo aniversario de bodas y contaban con tres hijos, de edades entonces comprendidas entre los cuatro y los nueve años.    Por este asesinato, fueron procesados los miembros del Comando Andalucía de ETA, Mikel Azurmendi, José Luis Barrios Martín y Maite Pedrosa. Así, Azurmendi y Barrios fueron condenados a 60 años como autores materiales de los disparos que acabaron con la vida del concejal y su mujer, mientras que Pedrosa fue condenada a diez años de prisión por un delito de conspiración para cometer homicidio terrorista, al no haber participado directamente en la acción terrorista. El Tribunal Supremo elevó después la pena a 12 años.