También en directo
Ahora en vídeo
  • megabanner_1:No existe configuración de publicidad para el slot solicitado
Santoral del domingo, 27 de noviembre de 2016

Inicio del Año Litúrgico- Adviento

Hoy la agenda Santoral viene marcada por el inicio de un nuevo Año Litúrgico en el que se leerá el Ciclo A, correspondiente al Evangelio según San Mateo. El Año Litúrgico abarca desde el Primer Domingo de Adviento, que da comienzo con las Primeras Vísperas del sábado por la tarde, y concluye el sábado sigueinte a la Solemnidad de Jesucristo, Rey del Universo. Por eso, hoy da comienzo el Tiempo de Adviento.

Se trata de un Tiempo Litúrgico en el que se prepara la Solemnidad de la Natiivdad dle Señor, el 25 de diciembre. El significado de esta palabra es latino y significa -espera-. El sentido tiene tres elementos: la Conmemoración de la Venida histórica de Cristo en Belén, su advenimiento todos los días en cada hombre y en cada acontecimiento y, por fin, la Parusía, que es la Segunda Venida del Señor con Gloria y Majestad. En sus orígenes, el Adviento comenzaba en torno al 17 de diciembre que, actualmente, coinciden con la Semana de la expectación ante el parto, juestamente del 17 al 24. En sus inicios el Adviento comprendía seis semanas, pero San Gregorio magno lo redujo a cuatro. Tres son los co-protagonsitas del Teimpo de Adviento: La Virgen María que se prepara sin mancha de pecado al Nacimiento de su Hijo y a la que horaremos como Inmaculada Concepción el 8 de diciembre; el Profeta Isaías, cuyos escritos en las Sagradas Escrituras aluden a la Llegada del Mesías; y San Juan Bautista, Precursor y al que se oye en el Evangelio a partir del Segundo Domingo de Adviento. Junto a ellos también tiene una parte importante San José como padre adoptivo del Niño Jesús, presente de forma muy especial en el Evangelio de la Infancia. También hoy es la Virgen de la Medalla Milagrosa, que se apareció en París a Santa Catalina Labouré acuñando la Jaculatoria "Oh María sin pecado concebida, ruega por nosotros que recurrimos a Ti". Iconografía:En los signos visibles se encuentra la indumentaria litúrgica morada, signo de la Preparación, así como la Corona de SAdsviento, en su origen protestante pero adoptada por la Iglesia, consistente en un ramo trenzado a modo de corona con cuatro velas, una por cada semana y una quinta vela que representa al Mesías que nace y que se enciende al final. Otros Santos: Acacio, Facundo y Primitivo.